Amor Yaoi
Fanfics yaoi en español

Feliz Navidad mi chupa sangre

Autor: Arumi2481

[Reviews - 5]  

LISTA DE CAPITULOS
- Tamaño del texto +

Notas del fanfic:

Espero qud le guste este one shot!!

Notas del capitulo:

Me costó una horas pero me salió!! Espero que les guste!! 

No leemos abajo!!


Feliz Navidad!!

Narra Zero!!

Ya habían pasado siete meses desde lo acontecido con Rido. Y en ese tiempo muchas pasaron y me pasaron. Verán al poco tiempo de el despertar de Yukki como sangre pura, se marchó a la ex mansión de sus padres para reclamarla como suya, a su vez Kaname y yo logramos entendernos mejor y con las semanas nos enamoramos, Kaname se me confesó y yo me confesó a la semana debido a mi forma de ser. Pero no me arrepiento de nada, con Kaname ya tenemos cinco meses de pareja por medio del lazo; si el mismo día que me confesé a Kuran, me entregue a él y ambos formamos el lazó. Al poco tiempo, ambos cambiamos, Kaname se expresaba un poco más y yo me volví mucho más tolerante y amable con todos, bueno casi, con los del Consejo Vampírico me llevo maso menos.

Hoy es 24 de diciembre, Kaname se levantó temprano debido a una urgente reunión con el Consejo Vampírico, yo no lo acompañe por dos razones la primera es porque tengo que preparar todo para la noche y segundo tenía sueño como para levantarme temprano. Me estiro un poco y me levanto de la cama, tomo una ducha y comienzo a vestirme, me pongo una camisa blanca y unos jeans negros de cuero, con unos zapatos del mismo color. Salgo de la habitación y me encuentro con Takuma:

Takuma: buen día Ze-chan

Zero: buen día Takuma, por casualidad me haría un favor?.. -pregunto

Takuma: claro.. que necesitas?

Zero: quiero que el regalo de Kaname sea una sorpresa.. así que necesito que lo mantengas ocupado por unas horas.. puedes?

Takuma: mmh bueno aunque me será algo difícil recuerda que Kaname es muy listo para burlar el trabajo - decís mientras podía ver como se reía. Es verdad desde que formalizamos nuestra relación el trabajo y papeleo se lo delegó a Takuma, para así prestarme más "atención" a mí.

Zero: no te preocupes.. con unas palabras mías hará todo el trabajo acumulado que te delegó hace una semana..

Takuma: ok.. entonces iré a buscar todos los documentos que hay en mi habitación.


Flash back..

Narro yo

Kaname y Zero se encontraban discutiendo porque el mayor le dejo una gran pila de documentos al joven rubio de ojos verdes. Y no era para menos ya que los documentos eran de las de un mes y Kaname no quería atenderlos, en ves de eso quería atender el bello y seductivo cuerpo que tenia como pareja:

Kaname: Zero son papeles sin importancia..ademas Takuma puede arreglarse solo con eso, verdad Takuma?

Takuma: si Kaname-sama

Zero: nada de eso.. Takuma no cancelaras tu salida con Kaito, y tu Kaname... Oye!!! Sueltame!!! No!! Kaname!!!

Kaname lo había tomado de la cintura y lo había arrastrado a su cama con el fin de adueñarse de ese sexy cuerpo. Mientras Takuma luchaba por agarrar la enorme pila de documentos, lo cual no consiguió y se le calleron no solo en el suelo, sino que algunos se fueron por la escalera cayendo a la planta baja de la mansión; sus amigos lo vieron y sintieron pena por el vicepresidente; con ayuda de sus amigos y la casual visita de Kaito, Takuma logro levantar todos los documentos y poder llevarlos a su cuarto, a si mismo le explicó a Kaito porque no podían salir, a lo que el castaño respondió de mala gana pero satisfecho de saber el porqué.

Fin del flash back..

Volviendo con la narración de Zero

Zero: bien mantenemos ocupado con lo que sea hasta las 6 pm luego de eso te puedes ir, Kaito me avisó que te tenía una sorpresa así que te quería ver arreglado para la tarde. Te pasará a buscar..

Takuma: si si..- el rubio estaba sonrojado y feliz. Lo noté al momento y estaba en su derecho, mi hermano sabe muy bien como impresionar al oji verde

Luego de esa charla me dispuse a sacar algo de dinero para comprar las cosas necesarias para la tarde; pero antes hice una llamada a Kaito para pedirle consejo y, si era posible, que me acompañe. Todos los demás se habían ido a sus casas para pasar estas fechas con sus familias excepto Takuma quien por obvias razones quería estar con su pareja. Llamo a Kaito y me dice que si, además el también debía comprar algunas cosas.

Ya en el centro comercial Kaito y yo no separamos aI cada uno compra lo que necesita en privacidad; yo me dirijo a alguien le locales y compro todo lo necesario, nunca me gustó gastar de más, pero eso no lo entiende mi vampiro de ojos color Borgoña. Una vez que terminó cn mis compras veo como Kaito vuelve y con un montón de bolsas, igual que yo; ambos nos reímos al parecer ambos tuvimos la misma idea, ambos compramos regalos para todos. Aunque no estuvieran ahora después se les puede dar, no?. Al salir del lugar, Kaito y yo comenzamos a hablar de la vida y de nuestras parejas a lo cual ambos reímos mucho.

Al llegar a la Academia, Kaito y yo nos separamos, mi hermano debía ir a la casa de mis padres para preparar el regalo para Takuma, mientras yo me dirigí a la mansión para preparar mi propio regalo para mi sangre pura. Al entrar a la mansión me encuentro con algo cómico a mi parecer.

Narro yo

Zero entró a la mansión y vio como Kaname era torturado con papeleo y amenazado con más papeleo atrasado además de la amenaza de Zero, la cual consistía en abstinencia por tiempo indefinido. Zero paso rápido pero de igual modo el castaño lo notó y lo miro con cara suplicante, el peli plateado soltó una risa y dijo que obedeciera a Takuma a menos que quiera estar en abstinencia. Zero se reía de la situación por la que vivía su esposo, Takuma solo sacaba más papeles y documentos para firmar, al cabo de unos minutos, Zero había desaparecido de la vista de Kaname.

Narra Zero

Que gracioso, bueno debo empezar a preparar las cosas. Estoy nervioso pero comienzo con los preparativos, colocó las cosas que compre el los lugares correctos, además empiezo a alistarme para la noche. Sin darme cuenta ya estaba anocheciendo y con una seña discreta le digo a Takuma que se puede retirar, al ver que mi esposo es “liberado” de la cárcel que se llama “trabajo” me acerco a él.

Narra Kaname

Al fin soy liberado del papeleo que fui obligado a realizar, veo como Takuma me da un saludó y se retira, de la misma forma le respondo y veo como Zero se acerca a mi de forma sensual a mis ojos, aunque para mi todo en Zero es sensual desde su forma de hablar hasta como camina me parece sumamente sensual. Veo como mi amado esposo viste elegantemente una camisa de vestir color vino con unos pantalones negros ajustados los cuales se que resaltan sus hermosas piernas y nalgas marcadas. Con una seña hace que lo siga al piso de arriba donde esta nuestra habitación. Al entrar me encuentro con toda la habitación decorada para la época, a partir de ahora amo la Navidad. Veo como en un lugar de la habitación hay una mesa con una hermoso mantel blanco y dos copas, junto a estas hay una botella de champagne. Y por último la cama esta bellamente adornada con bellos pétalos de rosa. Todo lo organizo mi bello esposo y yo que le regaló bueno se lo diré cuando acabemos de celebrar.

Narra Zero

A Kaname le gustó mi regalo, lo puedo sentir feliz y eso me hace el doble de feliz; ahora con elegancia lo guio a la cama para así poder comer un pequeño pan dulce que compre, típico de la época comer este tipo de cosas aunque a mi no me gusta el pan dulce se que a Kaname si, así que debo acostumbrarme. Ya en la cama corto dos pedazos para ambos y me sorprende lo que hace Kaname.

Narra Kaname

Veo como Zero corta el pan dulce, me gusta el pan dulce debido a Yukki, cuando era humana siempre me hacia comer este tipo de cosas y uno se acostumbra. Con una mano agarro un pedazo de la porción que tomó como mía y se la acerco a los labios de mi oji amatista. Veo un leve sonrojo en sus mejillas, es tan lindo, miro atentamente como como la masa dulce y la más rica con elegancia; agarro otro pedazo y me lo como yo. Zero traga la masa y yo hago lo mismo para luego besarlo en esos suaves labios que tiene. Zero es mi adicción, la más peligrosa.

Narra Zero

Siento esos carnosos labios de Kaname y me dejó llevar, siento como muerde mi labios para poder meter su traviesa lengua en mi boca, yo lo dejo y para poder estar a mano muerdo sus labios con mis colmillos para poder sacar ese delicioso elixir que solo Kaname tiene. Puedo sentir como hace lo mismo y con delicadeza toma mi cintura en sus tibias manos, yo alzó mis manos a la altura de su cuello y profundizó el contactó; ambos nos besamos con pasión y con ese sabor metálico que posee la sangre, el beso se vuelve más apasionado. Siento como me falta el aire y me separo de mi castaño.

Narro Kaname

Deje a Zero sin aliento y nos separamos; veo el sonrojo de mi amado ángel y sonrió inconscientemente; solo Zero puede ocasionar estos cambios en mí. Así que con cuidado acuesto a mi peli plateado en la cama cubierta de rosas, estas finas flores hacen ver a Zero aún más hermoso, veo como me mira y comienzo un nuevo beso; a si mismo comienzo a abrirle la camisa que resalta la suave piel de mi cazador. Con las yemas empiezo a acariciar la piel de mi ángel, dejo los labios y me dedico a explorar el cuello, con mi lengua voy delineando el lugar y mis manos comienzan a pellizcar los suaves botones de mi pareja; escucho los suaves gemidos de Zero y empiezo a marcar ese cuello blanco con mis colmillos.

Narra Zero

Siento como Kaname comienza a beber de mi cuello y eso me excita de sobre manera; Kaname abandona mi cuello y baja por mi pecho hacia mis pezones que buscan su atención. Su lengua se posa en esa sensible parte y gemidos salen de mi garganta. Kaname es el único que logró hacerme llegar hasta el límite, el fue mi primera vez.

Narra Kaname

Siento un bulto en la parte baja de ambos así que me dedico a brindar servicios a esa zona, pero principalmente a la de Zero. Debo hacerlo venir aunque sea una vez sino se le hará doloroso y no quiero, es más , me muero si algo malo le pasa a mi esposo. Con rapidez lo liberó de la prisión de tela. Y sin avisarle empiezo a realizar la felación correspondiente, escucho los hermosos gemidos de mi peli plateado y aumentó el ritmo de las succiones y lamidas. Puedo sentir como mi hermosa amatista se arquea de placer, se como tocarlo y llevarlo al límite así comienzo a introducir mis largos dedos en su pequeña entrada ya levemente dilatada.

Narra Zero

Puedo sentir esos dedos en mi y como mi cuerpo pide más de esas deliciosas atenciones; estoy llegando a mi orgasmo, puedo sentir como las gotas pre-seminales salen inconscientemente de mi miembro. Con dificultad hablo:

Zero: Kaname…. Ah…. Para… ya… ahhh… no… no puedo… ahhhhh me voy a …. Ahhhhhhhh

No logro terminar me hablar y me corro en esa boca caliente que tiene. Se aleja de mi intimidad, para desvestirme totalmente, él hace lo mismo luego se acerca a mi rostro para besarlo mientras siento como entra en mí.

Narra Kaname

Estoy entrando en mi amado y me encanta; veo que Zero tiene incomodidad con mi entrada en él así que lo relajo con atenciones a su miembro; veo que se relaja y terminó de entrar. Luego de unos segundos siento como sus caderas se mueven y empiezo un lento vaivén ora acostumbrarlo. Después de un tiempo mis embestidas son rápidas y frenéticas; puedo ver la cara sonrojada de Zero y los gemidos que suelta sin pena; yo solo suelto gruñidos de placer, estar dentro de mi pareja es lo mejor que me pudo haber pasado.

Narra Zero

Kaname lleva un excelente ritmo, me siento en el paraíso con solo estar en los fuertes brazos de mi castaño; mis gemidos no paran y era lógico, Kaname esta atendiendo mi intimidad y me penetra salvajemente. Lo amo demasiado, mis gemidos aumentan su volumen y me abraza en señal que el también está llegando a su límite. Sin notarlo el líquido pre-seminal de ambos se suelta y Kaname me alza y me coloca encima de sus piernas, yo me aferro a su cuello y ambos bebemos la sangre del otro.

Narra Kaname

La sangre de Zero, el líquido pre-seminal y las contracciones de su interior me hacen sentir en el cielo; con dificultad trato de contener mi eyaculación en el interior de mi ángel. Siento como Zero también intenta contenerse pero es inútil nuestros cuerpos perlados de sudor y llegando al clímax es como tocar el cielo con las manos pero a su vez bajar a un infierno de pasión. Zero suelta mi cuello y sus gemidos anuncian su segundo orgasmo, yo masturbo más rápido su miembro para que su venida no sea tan dolorosa y más placentera.

Narra Zero

Es inútil, nuestros esfuerzos por no eyacular son inútiles; mi cuerpo es víctima de mi segundo orgasmo y estoy plenamente feliz y satisfecho por llegar al clímax con mi pareja. Ya no aguanto así que intento hablar aún con los fuertes gemidos saliendo de mi boca:

Zero: ahhhh.. ahhhh… kana… ahhhhh me…. No… puedo… ahhh ya… no… aguantó… me voy a venir!!!!.. ahhhhh

Kaname: aguanta.. ahhh.. quiero que lo hagamos juntos…

Zero: pero ya no…. Ahhh…. Ahhhh…

Kaname me abraza con fuerza y yo arqueo mi espalda eyaculando entre nuestros abdómenes y mi sangre pura en mi interior. Es delicioso, siento ese líquido caliente llegar hasta lo más profundo de mis entrañas y luego bajar para caer entre mis muslos.

Narro yo

Luego de esa actividad tan satisfactoria para ambos, Kaname sale del interior de su pareja; ocasionando que el semen del mayor caiga entre las piernas de su peli plateado y manche las sábanas blancas de la cama. Con un beso terminan su acto tan apasionado; ala ver por la ventana, los fuegos artificiales iluminaron el cielo nocturno. Kaname se levantó de la cama y trajo las dos copas junto a la botella que yacía a su lado, a si mismo saco del cajón dos boletos de viaje para la hermosa ciudad de París, Francia. El menor lo miro y no creía el regalo de su pareja, con un brindis y un dulce y amoroso beso en los labios hablaron:

Kaname: feliz Navidad mi hermosa luna

Zero: feliz Navidad mi chupa sangre


Fin--------

Notas finales:

Espero que les haya gustado y si quieren que escriba alguna pareja me dejan el nombre de la pareja o personajes y el anime..

Bueno nos leemos luego!!

Loading...



Introduzca el código de seguridad que aparece debajo: