Login
Amor Yaoi
Fanfics yaoi en español

En ese entonces por Sigma

[Reviews - 2]   LISTA DE CAPITULOS
- Tamaño del texto +

Notas del fanfic:

EXO no me pertenece.

Pero mis sueños sí. (?)

Notas del capitulo:

¡¡Hola!!

Este mes es hermoso, ¿no creen? Se Hun cumple años el 12 de abril y después Lu Han cumple años el 20 de abril. Eso me puso a pensar en que tal vez escribir un fanfic HunHan sería una buena idea y… Bueno, ya, vamos a hablar con sinceridad: no se necesita ni una excusa para escribir HunHan, pero abril me pareció un buen mes para publicar esto. Todavía no se acaba el mes, todavía estoy a tiempo… ¿Verdad?

En fin, espero que les guste esta idea que llegó a mi cabeza gracias a una sola oración. Sí, en serio. Es realmente precioso cuando suceden cosas así y llega la inspiración con una sola palabra o con una sola oración. ¿Por qué no me pasa más seguido?

Disfruten el primer capítulo mientras yo me pongo a pensar en una buena respuesta a esa pregunta.

¡Nos leemos en las Notas Finales!

Capítulo 1.

Son muchas las cosas que pueden causar que una persona se desmaye: hiperventilación, saltarse el desayuno, dolor intenso, deshidratación, una noticia de lo más impactante, un mareo… Lo que le había pasado a Lu Han seguramente también tenía una explicación, sólo se debía esperar a que el médico por fin saliera de aquella habitación y dijera con exactitud qué sucedía.

La enfermería del instituto Gwang contaba con gente bien capacitada, mas eso no parecía ser suficiente para tranquilizar a Se Hun, el chico que llevaba ya un poco más de dos horas esperando afuera.

Oh Se Hun era un joven estudiante de piel blanca, complexión delgada, 1.83 metros de estatura, con corto cabello liso y castaño oscuro, mismo que compartía color con su mirada. Estaba ya en su segundo año y si bien no ocupaba un lugar en el cuadro de honor, sus calificaciones no estaban nada mal.

En esos momentos, a pesar de tener algunas tareas pendientes y ya poder salir del instituto, no se quería mover. Estaba esperando recibir noticias acerca del estado en el cual se encontraba Lu Han, esforzándose mucho por no perder ahí mismo toda su paciencia.

Tenía sus buenas razones para estar preocupado, por supuesto. El motivo que consideraba como el más importante de todos era que Lu Han era su novio. Era cierto que tenían que actuar como mejores amigos delante de los demás para evitar meterse en problemas, pero eso no cambiaba ni en lo más mínimo los auténticos sentimientos que tenían el uno por el otro.

—Ah, me preguntaba si seguías aquí…

La voz del médico hizo que Se Hun saliera de sus pensamientos y volteara a verlo de inmediato, ansioso por escuchar alguna noticia. A los pocos minutos, ambos estaban dentro de la enfermería, parados junto a la camilla donde descansaba Lu Han.

La piel de Lu Han también era pálida, asimismo su cabello era castaño, sólo que ondulado y de una tonalidad más clara. Estaba cursando su tercer año. Era mayor que Se Hun, pero algunas cosas como la estatura de 1.78 metros y la actitud tan infantil que mostraba en ocasiones lo hacían parecer menor.

Se Hun no pudo evitar quedarse algo perdido una vez más al ver a su pareja. Incluso si parecía estar tranquilo por fuera, una parte de él seguía hundida en la preocupación.

—¿Despertará pronto? —Deseó saber.

—Sí, no hay nada por lo que debamos preocuparnos —contestó el médico, completamente seguro de sus palabras—. Es de lo más común que algunos estudiantes sean derrotados por el estrés durante la época de exámenes.

—Entiendo —asintió un par de veces—. Sé que los exámenes son importantes y que cuida mucho sus calificaciones, pero no debería exigirse demasiado —soltó después, acompañado de un suspiro algo frustrado.

Tras una corta conversación con el médico, éste tuvo que retirarse del lugar, pero permitió a Se Hun permanecer ahí hasta que Lu Han estuviera consciente con la única condición de que avisara a una enfermera cuando llegara ese momento. No obstante, el castaño se llevó una desagradable sorpresa cuando finalmente lo vio despertar…

—¡Hyeong*! —Exclamó primero con cierta alegría al notar que había abierto sus ojos.

Lu Han parpadeó un par de veces y miró a su alrededor con una expresión de confusión pura en su rostro. Estaba claro que no reconocía el sitio para nada.

—¿Qué sucedió? —Logró pronunciar con voz muy baja antes de incorporarse poco a poco hasta terminar sentado en la camilla, llevándose luego una mano a la cabeza y notando que la misma le dolía.

—Te desmayaste —se apresuró a responder Se Hun, mirando fijamente al mayor—. Y te traje hasta acá.

Lu Han volteó a verlo y permaneció en silencio durante un buen par de minutos hasta que ladeó su cabeza ligeramente y soltó:

—Disculpa, ¿quién eres tú?

Fue entonces cuando Se Hun se quedó boquiabierto por la impresión y sin poder creer lo que acababa de escuchar. ¿Cómo era posible que su novio no lo reconociera? ¿Acaso Lu Han estaba bromeando con él? Si era así, la bromita no le parecía para nada divertida.

—Oye, no deberías jugar así, hyeong —se quejó—. En serio he estado muy preocupado por ti, ¿sabes? Ya deja de bromear.

El contrario se quedó callado una vez más, sin saber cómo explicar que no estaba bromeando y que en verdad quería saber quién era el chico junto a él. Sin embargo, el silencio tan incómodo y esa mirada cargada de confusión hablaron más fuerte que nada, haciendo entender a Se Hun de una vez por todas que Lu Han estaba hablando en serio.

¡No! ¡No podía ser! ¡Nada de eso podía estar pasando!

El menor se levantó tan rápido como le fue posible y salió corriendo en busca de una enfermera o cualquier otra persona que lo pudiera ayudar.

Continuará.

*Lo más probable es que ya lo sepan, pero de todas maneras explico que hyeong es una palabra coreana que usan los hombres cuando le hablan a sus hermanos mayores, amigos cercanos (que también sean hombres) que son mayores que ellos y, en este caso, novios.

Notas finales:

¿Qué tal?

¿Les gustó? ¿No les gustó? ¿Le sigo? ¿No le sigo? Ustedes me dirán.

Valoro mucho la opinión de los lectores, no se imaginan cuánto. Del mismo modo, agradezco que se hayan tomado algo de su tiempo para leer todo. Siéntanse libres de pasar a dejar un comentario, yo lo leeré y responderé con todo gusto.

Bye ~

Sigma Min.

Loading...



Introduzca el código de seguridad que aparece debajo: