Amor Yaoi
Fanfics yaoi en español

My little baby – JongTae.

Autor: CxrxIdk

[Reviews - 2]  

LISTA DE CAPITULOS
- Tamaño del texto +

Notas del fanfic:

Bueno, como ya dije en el "resumen", estas serán series de relatos/drabbles/OS que iré haciendo conforme me de inspiración. ^^

Esperó estas historias sean de su agrado total, porque pongo cierto empeño en ellas y me gusta que mis relatos sean del agrado de los demás. :3

 

Bueno, no tengo mucho que decir :'v disfruten la lectura y no se arrepientan de darle un ojito a estos drabbles.<3

 

–CxrxIdk.

Notas del capitulo:

Bueno, este es el "primer capítulo" de esta serie de OS. :)

Será algo sencillo y dulce para comenzar, pero después poco a poco vendrán las cosas interesantes y que saben que quieren leer. 6u9

De antemano me disculpo por faltas ortográficas y cosas así. Soy novata aún y sigo aprendiendo, zizi??’?.

Una tenue luz traspasaba las cortinas de seda blanca, iluminando aquella blanca habitación.
Unas dulces manitas se posaron en la gran espalda morena de aquel hombre que yacía plácidamente dormido en su cama. El dueño de esas manitas movía como podía aquel moreno cuerpo, perseverando en intentar despertar al mayor.

-Jong, despierta por favor -Llamo con aquella tierna voz que poseía el chico, empujando con sus fuercitas al mayor, quien solo se dio la vuelta y abrazo por la cintura al pequeño, obligandolo a recostarse nuevamente.

-Cinco minutos más, Minnie -Su voz se notaba somnolienta. El pequeño hizo con puchero con sus mejillas, abultando un poco sus labiecitos rosados y carnosos.

-Pero tengo hambre, Jjongie. Quiero comer algo -Volvió a moverlo como pudo, pese a la ligera fuerza que ponía el moreno sobre Taemin, pero no la suficiente para lastimarlo -. Joooong~, por favor, ¡Prometiste estar hoy todo el día conmigo!

-Ah, ya voy -Se levantó como pudo de su cama y estiro sus brazos bien formados, despeinando su propio cabello. Poso su vista sobre el menor -. ¿No te has vestido, Minnie? -Alzó una ceja, mientras que el menor negaba con su cabezita.

-Ayer después de lo que hicimos dijiste que tomaríamos una ducha juntos y te estaba esperando -Le dedico la más dulce sonrisa que podría ver jamás. El pequeño era todo un caso.

-Esta bien. Anda al baño, voy enseguida -Besó tiernamente la frente del pequeño albino y este asintió, corriendo hacia la puerta blanca, la cual era el cuarto de baño que tenía JongHyun en su habitación.

El mayor se levantó y volvió a estirar su cuerpo. Se dirigió al armario y tomo la toalla azul pastel, la cual pertenecía a Taemin y una blanca para él.
Caminó con un poco de flojera hacia la habitación, había quedado un poco agotado, no entendía como Taemin poseía aun tanta energía, aunque el pequeño caminaba un poco raro; lo cual le causaba risa. O quizá el albino solo estaba totalmente emocionado porque él había prometido pasar todo el día con él.

Entró a aquel cuarto de baño y vio a su dulce bebé abriendo la llave de la bañera con diversión.

-¿Quiéres que tomemos el baño en la bañera? -Le cuestionó al menor y este dirigió su vista hacia el moreno, asintiendo con una sonrisita. JongHyun entro a la bañera y después ayudo a Taemin a que entrara igual, colocando entre sus piernas.

El pequeño albino movía sus piecitos bajo el agua, mientras que Jong colocaba un poco de shampoo en su cabellera blanquicea.
Comenzó a tallar el cabello del menor y después el coloco shampoo en su propia cabellera azabache. Tomo un bote y lo lleno de agua, virtiendo poco a poco esta sobre Taemin, quien cerró sus ojitos y apretó los labios en una tierna y graciosa mueca.

Después de también lavar el cuerpo de ambos, JongHyun salio de la bañera y tomo a Taemin en brazos, sacándolo igual de aquella tina. Sabía que podía caerse, sabía que su pequeño solía ser muy torpe y despistado, por eso mismo lo cuidaba con tal devoción y cariño.
Tomo la toalla azul y la coloco alrededor de la cintura de su Minnie y después coloco la toalla blanca en su cabello, para así poder secar este con cuidado.
Repitió aquella misma acción con él mismo, secando su cabello y después colocando aquella toalla alrededor de su cintura.

Taemin tomo su mano y este rió ante aquella acción, comenzando a caminar con cuidado fuera del cuarto de baño.
Hizo que el pequeño se sentara en la cama y este volvió al armario, tomando un pequeño conjunto para Taemin y el suyo propio. Le extendió la ropa al albino y este la tomo, corriendo dentro del armario, ya que este era grande y poseía un gran espejo para que él se viese.

JongHyun se colocó sus boxers y un pantalón. Abrió la puerta y asomo su cabeza, encontrándose con una de las ayudantes en las labores de su casa, por no decir encargada de limpiar los destrozos de Taemin.

-HyeMin, por favor prepara panqueques con chocolate y una malteada de vainilla para Minnie, ¡Ah! Y ya sabes lo que a mi me gusta. ¿Podrías darles forma de estrellas a los panqueques de Tae? -Cuestionó mientras acomodaba un poco aquella melena azabache.

-Claro, señor. Yo me encargo de ello -HyeMin sonrió dulcemente, hizo una pequeña reverencia y se retiro a la cocina para preparar el desayuno.

JongHyun conocía bien a su pequeño Minnie y pese a su edad, era bastante mimado; bueno, él lo había hecho así, pero, ¿Cómo negarse a esos ojitos y pucheros que solo él hacia?. Sabía que no comería los panqueques si no tenían forma de estrella ni chocolate encima. Sabía lo mucho que amaba las malteadas que le preparaban.

Escuchó dulces pasitos en la habitación y se giró a ver a un tierno Minnie, pero con su cabello desordenado aún. Se acerco a él y lo guió hacia el peinador que tenían.
Sus manos tomaron aquel cepillo y comenzó a peinar al pequeño, quien tomo una foto de ambos que descansaba en aquel mueble.

-Te ves guapo cuando sonríes -Comentó con una sonrisita en sus labios el pequeño, volviendo a poner la foto donde estaba anteriormente.

-Y tu te ves lindo todo el tiempo -Deposito otro dulce beso en la cabeza del menor, mientras que este se dio media vuelta para mirarlo.

-¿También cuando estoy todo sudado? -Su cabezita se inclino hacia un lado y JongHyun se sorprendió un poco por esa pregunta.

Taemin en esas circunstancias no se veía lindo, se veía jodidamente sexy. Era una imagen tan erótica para él el recordar aquello, así que trató de ignorar esos pensamientos. No quería tener una erección tan temprano.

-Si, bebé. Te ves precioso -Dejo un besito dulce en la boquita del menor y este sonrió ampliamente -. Vayamos a almorzar, Minnie. Seguro HyeMin ya preparo tus panqueques.

-¿¡Con forma de estrella!? -Dio un saltito de emoción y el moreno asintió. Tomo la mano del pequeño y lo guió hasta el comedor, donde la chica de antes servía los platos de cada quien.

Taemin soltó la mano de Jong y corrió hasta su silla, sentándose y bebiendo de su malteada de vainilla. Estaba algo sediento a decir verdad.
Por su parte, Jjong no pudo evitar reír al ver el entusiasmo del pequeño. Se sentó al lado de él y comenzaron a comer cada quien su desayuno, hablando sobre lo que harían ese día.

Así solían ser las mañanas con Taemin. JongHyun no las cambiaría por nada.

Notas finales:

¿Qué les ha parecido? Dejen RW, porque eso me ayudara a saber sus opiniones y sabré si continuar o no con esta serie de OS. ^^?

Muchas gracias por leer. Les mando mucho amor lleno de galletitas.??‘???’?

Loading...



Introduzca el código de seguridad que aparece debajo: