Login
Amor Yaoi
Fanfics yaoi en español

Zelos & Eros por erickkbaj

[Reviews - 0]   LISTA DE CAPITULOS
- Tamaño del texto +

Notas del fanfic:

JongUp > Eros

JungHong > Zelos

Capítulo I: Miradas.

Una vez más veía al Sol salir de las lejanas montañas, elevándose más allá de las nubes, como si fuera un ave volando en lo alto, observando a todos, lo hacía sentirse intimidado y con ligeros aires de molestia pero eso importaba, su trabajo parecía ser el más aburrido de todos, con ligeros cambios de vez en cuando algo pasaba.

Zelos era un espectro que tenía que cuidar la entrada del Olimpo, en donde los Dioses de más rango poder vivían, siempre teniendo que quedarse sentado o de pie vigilando, los primeros siglos no parecía molestarse, pero ahora se había aburrido de ver y hacer siempre lo mismo.

—Deberías solo irte y esperar por el fin, sería más entretenido.  —Escuchó una voz a lo lejos, algo familiar a su parecer, al girarse y reconociendo al extraño sujeto bajó la guardia.

—Se supone es mi deber, Némesis. Deja de molestar y busca a Agon para pelearte. —Dijo regresando a su posición de vigilante, estirando su cuerpo un poco.

—Solo fue una sugerencia, hermanito. —Alzó los hombros, sentándose a los pies de Zelos.

—Zeus me destruiría con un solo chasquido de dedos si sabe que no estoy en mi puesto. —Murmuró encogiéndose de hombros, había pasado toda su vida temiendo de aquellos Dioses a los que vigilaba su morada.

—¿Tú que haces aquí? —Una chillona voz los hizo girarse al mismo tiempo. —Te repito, ¿Qué haces aquí? —Némesis huyó pavorido, dejando solo a Zelos quién veía con intranquilidad a la Diosa más bellas de todas.

—Afrodita…—

—Sabes que el único motivo por el que se te permite estar aquí es porque ayudaste a encerrar a los titanes, y así de fácil como se te dio un lugar se te puede quitar. —Estaba enfurecida, y no sabía el porqué, era una Diosa extraña y loca.

En el pasado con ayuda de otros Dioses menores ayudó en la batalla contra los titanes, Zeus supo de él y le dio un lugar en el olimpo, no pensaba que fuera de esa forma pero al menos no los mandó al inframundo con Hades, esa parte le tocaba a sus hermanos. Los Dioses eran egocéntricos y con una notable personalidad bipolar, claro ejemplo Afrodita, la Diosa del amor que usaba sus poderes para su propio beneficio y malicia, haciendo que todos en la tierra de los mortales la adorasen por ser bella. Las únicas Diosas que le agradaban eran Atenea y Artemisa, pero demasiado serias para su gusto.

Y ahí estaba, siendo regañado por la segunda Diosa más odiosa del olimpo, la primera siempre sería Hera.

—Se hará tarde… —Murmuró alguien detrás de ella.

—No perderé más mi tiempo con algo como tú. —Afrodita siguió su pasó hasta llegar a la cima del monte, mientras Zelos miraba aquel ser.

—Perdona, es muy neurótica mi madre. —Sonrió amplio, haciendo que Zelos abriera demás sus orbes.

—¿Tu madre? —Seguía impresionado.

—Soy Eros, el hijo de Afrodita. —Rodó los ojos al mencionar el nombre de su madre, riendo al ver la reacción de Zelos.

—No hay parecido alguno más que la belleza. —Zelos se mordió la lengua al darse cuenta de lo que había dicho, esperaba que Eros no lo notara pero sería absurdo.

—Gracias, supongo por el cumplido…Debería irme. —Eros siguió su camino mientras Zelos lo veía irse hacia la cima.

No recordaba haberlo visto, usualmente veía a los Dioses de rango mayor pero claro, estos no solían voltearle a ver, eso no era lo que importaba. Era extraño como es que él podría ser hijo de alguien tan desesperante como lo era Afrodita, definitivamente agradecía que lo único que tuvieran en común fuera esa belleza sobrenatural…

—¿Por qué tardaste tanto? —Cuestionó su madre con calma.

—No fue para tanto… —Contestó sin darle importancia, Afrodita miró a su hijo con los ojos entrecerrados, desconfiando de su hijo.

Como Diosa del amor notó un cambió en Eros, no era normal que esa energía emanara de su cuerpo, mientras los demás Dioses se reunían alrededor de una mesa pudo bajar la mirada y ver a aquel pequeño guardián del Olimpo, viendo los mismos colores que tenía Eros.

No podría ser que un Dios pudiera enamorarse de esa forma, el amor a primera vista no existía, de eso podría estar segura, así que Zelos seguramente habría de haber hecho con Eros para que existiera ese pequeño cambió, de ahora en adelante lo vigilaría más de cerca.

Notas finales:

Espero les guste y le den una oportunidad, actualizaré cada jueves, gracias por leer <3

Loading...



Introduzca el código de seguridad que aparece debajo: