Login
Amor Yaoi
Fanfics yaoi en español

PLANES por maria819

[Reviews - 23]   LISTA DE CAPITULOS
- Tamaño del texto +

Notas del fanfic:

Esperamos les guste mucho este fic

Notas del capitulo:

Espero les guste

La familia Namikaze era una familia de médicos, Jiraiya Namikaze es un varón que se había graduado de medico como el mejor de su clase, alto y corpulento con cabello blanco y ojos marrones, seguido muy de cerca por su entonces esposa Tsunade, una rubia despampanante de ojos azules y piel blanca con una cuerpo de infarto, ahora estaba casado con Orochimaru quien había terminado su carrera de médico en el extranjero, este era un doncel hermoso de piel blanca y cabello negro con ojos dorados.

Jiraiya tuvo tres hijos, Minato Namikaze quien era hijo de su primera esposa Tsunade y el mayor de todos igualito a su madre, Kakashi y Kabuto quienes eran hijos de Orochimaru el primero igual a Jiraiya y el segundo de cabello blanco con ojos dorados; los tres eran varones y médicos que trabajaban en el hospital de la familia, un empresa había que nacido de la idea de Jiraiya que fue apoyada tanto por Tsunade como por Orochimaru, los tres eran socios del lugar en donde también trabajaban, al igual que sus hijos.

Minato Namikaze quien era el mayor estaba casado con la también medico Kushina, una mujer pelirroja de piel blanca y ojos verdes, tenían un hijo, Naruto que era igual a su padre en lo rubio de ojos azules y piel ligeramente tostada, estaba estudiando medicina y era el mejor de su facultad, el orgullo de todos y es que ni Kakashi ni Kabuto estaban casados y aunque aún eran jóvenes no tenían intenciones de casarse ni tener familias, igual que Tsunade se quejaba Jiraiya.

-Hijo – Minato entro a la sala mirando una carpeta que contenía un expediente de un paciente, el cual le mostró a su hijo - ¿Qué opinas?

-Mmmm – Naruto miro el expediente atentamente, en su séptimo semestre de Universidad y siendo el mejor de todos, ya tenían la suficiente confianza en pedirle su opinión en “casos de estudio” como le decían sus familiares – Es un tumor

-Eso es obvio hijo – Kushina se rio de la deducción de Naruto, el rubio menor  frunció el ceño ante la burla de su madre

-No me dejaste terminar – Naruto se quejó, ahora con sus veintidós años y el primer puesto en la universidad, se sentía con la confianza de dar sus opiniones – Es un tumor benigno que probablemente le cause mareos y nauseas por estar tocando el nervio vestibulococlear.

-Excelente – Minato lo felicito mientras Kushina le daba un abrazo por acertar a la primera, su hijo era un genio como casi todos en la familia, claro está que se habían dividido por especialidades, Jiraiya era cirujano general, Orochimaru era genetista, Tsunade era obstetra, Kushina era ortopédica, Kakashi era oncólogo, Kabuto era pediatra, Minato era cardiólogo y el sueño de Naruto era ser Neurólogo.

-Deberíamos extirparlo -  Naruto les propuso y sus padres se rieron y negaron

-Eres el mejor hijo pero aún te falta mucho para que pongas tus manos en el cerebro de una persona – Minato le dijo a modo de enseñanza. Naruto resoplo pero no dijo nada, ya entraba a cirugías pero eran fáciles y generales con su abuelo y solo podía ver, aunque su tío Kakashi le había prometido llevarlo a sus operaciones y dejarlo ayudar, aunque todavía no.

-Me voy para la universidad tengo clases y luego entrenamiento con el equipo – Además de todo lo anterior, el chico pertenecía al equipo de futbol, le gustaba el baloncesto pero las manos de un medico eran demasiado valiosas como para exponerlas así, por eso jugaba futbol donde solo utilizaba los pies.

-Cuídate – Kushina le beso la frente, Minato también salía para el hospital y lo llevo hasta la universidad.

-Deberías tener tu propio carro – Minato le dijo y le guiño un ojo – Si consigues novia o novio te compro uno.

-Mejor me traes – Resoplo Naruto y Minato no dijo nada, ya era hora que su hijo superara a esa chica pero se notaba que no sería tan sencillo. Se despidieron y ambos tomaron rumbos diferentes.

Naruto fue a clase normal ese día, nada fuera de lo común, se vio con sus amigos Gaara, Sai, Shikamaru, Kiba y Chougi, almorzaron como siempre y fueron a sus clases de la tarde, después fue con Gaara a su entrenamiento, vio de reojo a un chico caminar con la cabeza gacha, al parecer venia de los vestidores de varones, no pudo evitar rodar los ojos.

-¿Qué pasa? – Pregunto Gaara por el gesto de su amigo, este solo negó con la cabeza, de seguro ese doncel (porque era obvio que lo era) se estaba revolcando con un varón en los vestidores.

-No es nada – Respondió entrando al lugar, todo parecía normal así que lo olvido rápidamente, el entrenador entró a los segundos que ellos.

-Bien chicos cámbiense – Dijo el entrenador Maito Gai -   Los espero en diez minutos en la cancha.

-Si señor – Respondieron todos, el hombre se dio por bien servido y salió, los demás se enfocaron en cambiar su ropa normal por la ropa deportiva.

Naruto abrió su casillero y un papel que no estaba ahí llamo su atención, tomo el trozo de papel y lo que leyó le hizo quedarse sin respiración

¿Quieres tener sexo conmigo? Está noche jueves 07 de Marzo, a las siete en el salón de música, no demores.

Naruto miro a cada lado como esperando que alguno de sus compañeros saltara y le gritara “caíste” y todos se rieran, pero nada paso y él volvió a releer la nota una y otra vez, a su lado Gaara le hablaba pero él no le ponía cuidado a lo que decía.

-¿Quieres salir está noche? – Al fin y al cabo era jueves y no tenían ningún trabajo o examen pendiente en ese momento, podrían salir a divertirse un rato – Podemos decirle a Sai y a los demás

Naruto estaba como ido mirando una hoja de papel de forma intensa enfrente de su casullero, no hacía nada más.

-NARUTO – Grito Gaara y el rubio lo miro asombrado - ¿Qué haces que no me pones atención?

-Nada – Naruto no dejo que el pelirrojo mirara la nota que aún tenía en la mano, la metió en el casillero de nuevo y se cambió rápidamente, al fin y al cabo eran los últimos.

-¿Entonces si vamos a salir? – Gaara le pregunto y Naruto lo miro como si no supiera de que estaba hablando, el pelirrojo rodo los ojos – Está noche, no escuchaste lo que te dije antes

-Lo siento, igual no puedo ir… tengo… tengo cosas que hacer – Naruto se trabó al decirlo, Gaara alzo una ceja pero no dijo nada, el entrenamiento inicio pero Naruto no estuvo muy bien y es que su mente estaba en la nota que aún tenía en el casillero.

-Muy mal día Namikaze, enfócate – Lo regaño el entrenador cuando el entrenamiento acabo, el rubio asintió y fue con los demás a las duchas, se bañó y cambio sin intercambiar palabras con su amigo.

-Vamos Naruto – Gaara le hablo de nuevo después de que el malestar por ser descaradamente ignorado le paso, su amigo se notaba extraño y la verdad quería saber porque razón.

-No iré contigo, debo hacer algo – Naruto ya estaba listo para irse pero eran las seis de la tarde, se sentó y miro todo lo que llevaba aunque no buscaba nada en particular solo quería hacer tiempo para no pensar en la nota que llevaba en su morral.

-Está bien, hablamos mañana – Gaara salió con la idea de hablar seriamente con su mejor amigo el día de mañana, por ahora lo dejaría pasar y se iría. Naruto se quedó un momento y faltando un cuarto para las siete se encamino hacia el salón donde decía la nota, al acercarse escucho un violín, una música suave y hermosa, le llego la valentía para hacer lo que tenía planeado.

-Hola – Abrió la puerta y se quedó de piedra, era Sasuke Uchiha.

Notas finales:

Hola, espero les haya gustado, subire dos capitulos por lo cortos que son, espero les guste

Loading...



Introduzca el código de seguridad que aparece debajo: