Login
Amor Yaoi
Fanfics yaoi en español

¿Que es lo que mas deseas? por ParingsShipping

[Reviews - 3]   LISTA DE CAPITULOS
- Tamaño del texto +

Notas del fanfic:

Los personajes de Yu Gi Oh no me pertenecen

Notas del capitulo:

Lo se, se k deberia de dedicarme a trabajar en la ultima actualización de uno de mis dos fanfics k aun no acabo pero estoy reeditando dos capitulos de uno de ellos por lo k estoy en proceso de escribirlos, x lo k sorry x eso...

 

Sin mas a leer...

 

Esta es la imagen (Puzzleshipping)

En el mundo actual...

 

Ya había pasado un mes desde que Atem se marcho al mundo de los muertos al salir perdedor de la ultima batalla que ocasionaria que su amigo se fuera de sus vidas para siempre.

Yugi, Jou, Anzu y Honda se encontraban en la casa de los hermanos Ishtar...

-Solo se puede una persona-dijo Ishizu viendo a los 4 reunidos-Decidan quien de ustedes ira a visitarlo-.

Jou, Anzu y Honda se miraron entre si, decidiendo quien era el que deberia de ir a verlo. Anzu tomo la palabra.

-Creo que Yugi es el indicado para ir a verlo-dijo sorprendiendo de sobre manera al mencionado mientras veia a sus amigos y estos asentian de acuerdo con las palabras de Anzu.

-Pero chicos...-murmuro Yugi sorprendido.

-Tu ve Yug-dijo Jou situandose frente a el y con una sonrisa le aconsejo-Tu eres el unico de los 4 al que mas le ha afectado debido a que lo amas y nunca se lo dijiste-.

-Eso y aparte de que pensamos que si lo veias aunque solo por unos momentos y deciendole desde hace mucho lo que siempre quisiste decirle, tu alma encontraria la paz que tanto necesita-dijo Honda.

-Ve Yugi-dijo Anzu por ultimo.

Yugi los vio y asintio:-Gracias chicos-.

-No hay nada que agradecer-dijo Jou con una sonrisa mientras lo abrazaba por los hombros y le despeinaba los cabellos mientras que Yugi reia y los demás sonreian-¿Para que estan los amigos?-.

Se separaron e Ishizu tomo la palabra:-¿listo?-.

Yugi respiro profundo y asintio.

-Bien-dijo Ishizu poniendole una mano en la frente a lo que Yugi cayo inconscientemente al suelo por lo que Jou y Honda lo situaron en el sofa para recostarlo-En este momento su alma ya esta con el faraon-.

Mientras tanto en el mundo de los muertos...

Todo el palacio estaba de fiesta por el cumpleaños del faraon Atem por lo que todos los sirvientes estaban de un lado para otro preparando y ultimando los detalles para la gran noche.

Por los pasillos del mismo estaba caminando Atem y aunque deberia de sentirse feliz no lo estaba ya que presentia que varios de los invitados le presentarian a sus hijas para que se casara con ellas y asi obtener relaciones entre ambos paises por medio del matrimonio, después de todo el aun no se habia casado, aunque eso no decia que no estaba enamorado...

De hecho lo estaba y de la persona que nunca se imagino estaria...

Su Hikari...

Su Luz...

Yugi Muto.

"Sorprendente ¿no?", eso fue lo que penso cuando se dio cuenta de sus sentimientos tan siquiera la noche antes de que se marchara, sin emabargo nunca se lo revelo ya que todo paso demasiado pronto a su parecer y cuando menos lo esperaba ya habia cruzado la puerta del mundo de los espirutos y ahora esta angustia de no confesarle lo que sentia cuando tenia la oportunidad no lo dejaba vivir en paz...

En este momento se encontraba ya caminando en el jardin por la parte de la terraza en donde habia una serie de pilares.


Tan metido estaba en sus pensamientos que no se dio cuenta que la figura de una persona muy conocida por él estaba parado en uno de los pilares hasta que este le llamo.

-Faraon-.

"Un momento..." penso Atem deteniendose entre extrañado"...esa voz yo la conozcó".

Atem se dio la vuelta, sorprendiendose al encontrar a su hikari viendolo con esa mirada calida y llena de inocencia que lo enamoro aparte de muchas otras cosas.

-Yugi-susurro Atem parandose frente a el, extendiendo sus brazos con duda para abrazarlo temiendo que esto fuera un sueño cayendo en la realidad de que no era al sentir su cuerpo solido.

Yugi también lo abrazo, aferrandose frente a él y con una mirada nostalgica pero anhelante ya que esta era la unica vez que lo podía sentir desde que se fue.

-¿Como es que estas aqui?-pregunto Atem a Yugi cuando se separaron y posando sus manos sobre sus hombros.

-Después de que te fuiste, gracias a Ishizu descubrimos que hoy es tu cumpleaños por lo que quisimos a venir a felicitarte...-explico Yugi.

-¿Venimos?-pregunto Atem interrumpiendolo demasiado confundido ya que solo lo veia a él.

-Anzu, Jou y Honda querian venir conmigo pero Ishizu nos dijo que solo una persona podia y que el tiempo seria corto por lo que ellos decidieron que seria yo el que tenia que venir ya que también tengo que confesarte...algo-termino de explicar Yugi.

-¿Que cosa?-pregunto Atem.

-Primero que nada, felicidades y espero que estes bien aqui donde estas-dijo Yugi con una sonrisa forzada pero aliviado de que Atem estuviera bien y feliz de estar con las personas que ama-Segunda, estoy enamorado de una persona que conoci desde hace mucho-.

-¿De quien?-pregunto Atem triste ya que al parecer Yugi no correspondia sus sentimientos.

Yugi tomo una respiración profunda para confesarle sus sentimientos:-De ti...-.

Esto a Atem le sorprendio.

-Me di cuenta cuando ya era demasiado tarde y ya te habias marchado-dijo Yugi con decepción para luego abrazarlo y decirle por ultima vez ya que comenzaba a desaparecer-Se feliz Atem-.

Atem solo dejo salir las lagrimas cuando Yugi desaparecio.

Yugi desperto y descubrio a sus amigos viendolo fijamente.

-Ya se lo dije-respondio con nostalgia a lo que sus amigos solo lo abrazaron dandole apoyo ya que sabian que era muy dificil para su amigo el verlo, sentirlo y no tenerlo de nuevo.

Atem sintio una mano en su hombro por lo que volteo y vio a su padre aun lado de él...

-Es la persona que amas ¿verdad?-pregunto Aknamkanen mientras que Atem lo veia con sorpresa en la mirada-Se te noto cuando lo viste y el como reaccionaste cuando se marcho-.

-Si pero ya es tarde-dijo Atem-no puedo volver, no hay manera-.

-Existe una-dijo Aknamkanen haciendo que Atem se extrañara por lo que extendio su mano y Atem por instinto extendio la suya sintiendo como su padre la agarraba y depositaba en el al parecer un collar de oro con un dije que portaba una piedra tipo tornasol-Este collar tiene la habilidad de cumplir los deseos de quien lo porta o de quien sea de su misma sangre. Ha pasado por todas las generaciones de mi familia por lo que de tanto que ya la han usado solo un deseo puede cumplir el cual seria el ultimo-.

-Pero papa...-.

-Es hora de que seas feliz con la persona que amas-dijo Aknamkanen con una sonrisa comprensiva-Los demás entenderan-.

Atem lo vio unos segundos para después asentir y tomandolo fuertemente en sus manos, deseo desde lo más profundo de su corazon:

"Deseo estar con la persona que amo, con mi hikari, con Yugi".


La piedra comenzo a brillar y casi al instante Atem desaparecio al igual que la piedra.

"Se feliz hijo" penso Aknamkanen con una sonrisa y viendo al cielo.

Atem desperto en la habitación de Yugi, por lo que se sento en la cama y se inspecciono descubriendo que de verdad su deseo se habia vuelto realidad.

"Gracias papa" penso con una sonrisa, de inmediato oyo la puerta abrirse al igual que la voz de Yugi por lo que salio y bajo las escaleras.

Yugi escuho pasos por lo que penso que seria su abuelo o su madre pero lo desecho al instante ya que se acordo que ellos no estaban en la casa desde hace 2 semanas por lo que volteo lentamente para luego sorprenderse al ver quien era el que se encontraba frente a él.
..

-¿Pero que su...?-pregunto Yugi al ver a Atem vestido exactamente cuando lo dejo; con sus ropas que lo representaban como faraon de Egipto sin emabargo no pudo terminar ya que sintio unos labios sobre los suyos que le impedian hablar los cuales eran de Atem.

Atem ya no aguanto más y se dejo ir sobre esos labios que desde hace mucho deseo probar, sintendo como el dueño de este correspondia al beso que le estaba dando después de unos segundos.

-Yo también te amo Yugi-le confeso Atem al separarse con una sonrisa y una mirada llena de amor-Y creeme que ahora que estoy aqui para siempre gracias a mi padre, no te dejare ir-.

Yugi solo pudo asentir aun un poco aturdido por el beso y por las palabras que recien le dijo Atem.

De nuevo se besaron para después abrasarse con la certeza de que ahora ninguno se alejaria.

Notas finales:

 

 

¡Hasta la proxima!

 

<3


Si quieres dejar un comentario al autor debes login (registrase).