Login
Amor Yaoi
Fanfics yaoi en español

El secreto de Evan por yuniwalker

[Reviews - 2]   LISTA DE CAPITULOS
- Tamaño del texto +

Después de eso, Kyle estuvo enfermo durante una semana completa. Había caminado por el bosque durante más de una hora así que esa había sido la causa principal.

Cuando el joven se despertó, enfermo y cansado, y se reunió con su perro, no pudo evitar sorprenderse de que, primero que nada, lo viera más grande que cuando llegó y además, pareciera muchísimo más saludable. Sacudió la cola en cuanto lo vio.
Pensando que era muy lindo que llegara hasta él para saludarlo, se acercó al pequeño cachorrito y dejó que le olisqueara las manos las veces que quisiera. El perro chilló.

"Bien, mira. Mientras estuve acostado, estuve pensando en el nombre indicado para ti."

A pesar de que estaba enfermo, pensó todo el tiempo, ¿Cuál sería un buen nombre? Un nombre para llamar, un nombre fácil y que sonara bonito.

"Y creo... Que tu nombre será Ben. Te queda genial."

El cachorro se sentó, jadeando y mirando a Kyle. Todavía no tenía la suficiente energía, pero estar junto a él hacía que todo se sintiera demasiado tranquilo. No se movió, solo se quedó quieto y lo miró mientras se dejaba acariciar.

"Deberíamos poder salir en unos días. Intentaré mejorar pronto".

Miró por la ventana. Ahora, la lluvia había cesado lo suficiente como para ofrecerle un paisaje nublado y con un viento sombrío que se extendía hacia todos direcciones. Mientras estaba acostado en la cama, llovió todo el tiempo así que no podría salir a caminar de todos modos.

Calmó sus arrepentimientos.

"Mi nombre es Kyle. Kyle Evan".

Kyle se presentó, a pesar de que evidentemente el perro nunca diría el nombre de su dueño. Además, la espaciosa mansión era lo suficientemente solitaria como para que pudiera simplemente estar bien con una situación en la que estuviera sin hablar. Había sirvientes en lugar de padres, porque ellos estaban ocupados con el trabajo o saliendo a los suburbios. Además, la mayoría de los que estaban allí con él eran viejos, por lo que era difícil que se quedaran en un lugar así por tanto tiempo debido a la humedad. Por supuesto que le encantaban los días tranquilos y pacíficos, pero a veces no sabía cómo podía hacer para vivir una vida que pareciera ser normal. En ocasiones buscaba insectos o leía libros durante mucho tiempo, pero eso nunca fue suficiente. En sus páginas, había escenas de niños corriendo o paseando en amplias playas soleadas. Claro que hacer cosas como esas por si mismo era imposible. Si corría así, le dolería el cuerpo, no podría soportarlo y estaba claro que finalmente se caería. Llegó a esta mansión cuando tenía 10 años y en ese momento, estaba muy enfermo y más débil que los otros niños de su edad. Pensó que era solo su cuerpo pero, a medida que se hacía mayor, los signos de la enfermedad solo se intensificaron. Era una especie de deficiencia.

La familia Evan era una familia próspera y bendecida. Tenían una posición decente, mucha riqueza y gente talentosa en sus puertas. Tenían un estatus más alto que la gente común, pero no eran particularmente influyentes a gran escala.
Kyle se había mudado al estado de California. Era el hijo menor. Su padre miró los ojos ambarinos de Kyle, que se parecían completamente a los de su madre, y luego reparó en el tono notablemente pálido en su piel y ese cuerpo tan delgado que tenía. Como resultado del examen que le hicieron en el hospital, descubrieron que dentro de él había partes que eran raras o que estaban de más. En resumen, Kyle era omega.

Que su hijo fuera un omega no era agradable, pero ante la noticia de ese raro acontecimiento, Evan se entristeció todavía más. Ser un Alfa o un Omega significaba que tenía que vivir con drogas por el resto de su vida. Pero incluso si los tomaba, su cuerpo no podía crecer ni funcionar correctamente debido a que además tenía un desequilibrio hormonal bastante grave.
Su padre se casó con la madre de Kyle, que era Omega, pero sus hermanos habían sido todos Alfa y además, estaban increíblemente sanos.

Sintieron lástima por él.

Gracias a eso, Kyle fue a esta mansión en un bosque. Con aire limpio, agua potable, medicamentos, cero Alfas y la posibilidad de tener tratamientos médicos. Pero se había quedado solo. Se podía decir que estaba mucho más sano que cuando era joven, pero eso no quitaba el hecho de que siguiera siendo muy diferente. Era como un Beta, es decir, débil en comparación con el público en general. Y después de una infancia bastante desfavorable, ahora que ya había alcanzado la mayoría de edad pensó que también era momento de tener mejor energía.

"Espero convertirnos en buenos amigos en el futuro".

Kyle estuvo mirando por la ventana durante un rato, diciéndole esto a Ben.


Si quieres dejar un comentario al autor debes login (registrase).