Login
Amor Yaoi
Fanfics yaoi en español

UN BEBE por Artemisa El Britannia

[Reviews - 142]   LISTA DE CAPITULOS
- Tamaño del texto +

Notas del fanfic:

HOLASSSSSSSSSSSSSSSS

YO DE NUEVO JAJAJAJAJAJA 

AQUI TRAYENDOLES UN FIC DE MI PAREJA PREFERIDA

SETOXJOEY

AJAJAJAJAJAJAAJ LA VERDAD ME LLEGO LA INSPIRACION DE LA NADA JAJAJAJA Y SOLO SERA UN THEREE SHOT AJAJAJJJA ASÍ QUE NO SERA MUY LARGO Y SI ME ANIMO UN OMAKE PERO QUIEN SABE JAJAJAJAJAJA 

ACTUALIZO CADA SEMANA 

Notas del capitulo:

AHORA SI COMO YA ES COSTUMBRE EN MI

ESPERO QUE DISFRUTEN EN LEERLO COMO YO AL ESCRIBIRLO 

Capitulo 1

Era un día soleado todo era perfecto, el cielo era azul, los niños reian, los pajaros cantaban, el pasto era mas verde que nunca, en resumidas cuentas todo era paz y tranquilidad, nada, podía salir mal ese día, todo el mundo andaba feliz por aquel resplandeciente escenario que les pintaba la naturaleza el día de hoy

Claro todos menos para Joey Wheeler que iba de camino a la mansion del gato roñoso que tenia por compañero de proyecto para fin de año, aquel que desidiria si se quedaba en la preparatoria Domino el resto de su existensia o pasaba libremente a la universidad al igual que sus amigos y empezaba lo que era el camino hacia su brillante futuro

Así el rubio caminaba como condenado a la orca hacia la cas… mansion de su peor enemigo a trabajar en “equipo” para el mentado trabajo, como si no tuviera suficientes problemas con lo que le pasaba día a día tanto en la escuela como en el trabajo y en su casa, al llegar justo a la avenida donde estaban cientos de recidencias de tamaños descomunales, decidio caminar un poco mas lento trantando de no apresurar su calvario por lo que sería una semana completa de convivencia al 100% con su peor enemigo

-      Si joven, ¿Qué desea? – hablo uno de los guardias de la puerta de la reja de la enorme mansion de Seto Kaiba –

-      Mi nombre es Joey Wheeler – dijo con simpleza pero el hombre al oir el nombre dejo paso de inmediato a Joey y lo subio a un carrito de estilo wolf (no se como se llama) para que llegara a la puerta de la mansion mas rapido de lo que Jeoy de verdad queria –

Al llegar a la puerta uno de los mayordomos de Kaiba cargo sus cosas dentro de la mansion y el otro lo guio a donde su amo lo esperaba desde hacia una hora atrás cuando llego hechando pestes al aire había sido escalofriante

 

“Cuando llegue un perro de pelo rubio llamado Joey Wheeler haganlo pasar de inmediato a mi oficina y preparen el cuarto de invitados que esta junto a mi recamara, para meter todas las cosas que traíga consigo, así que mas les vale que lo traígan de inmediato en cuanto llegue”

 

Si habían sido escalofriantes palabras y bueno que su amo estuviera tan molesto no era buena señal para nadie que hiciera mal su trabajo, así que todos esperaban con ansias al invitado de su amo para así poder estar un poco mas tranquilos, minimo con el causante del mal humor de Kaiba ahí presente no tendrían ellos que sufrir su ira si no el pobre desdichado

-      Señor, el joven Wheeler esta aquí – dijo el mayordomo desde afuera mientras tocaba suavemente la puerta, casi con miedo –

-      Adelante – así Joey entro solo a la oficina del gato ponsoñoso que tenía por compañero y lo vio sentado con su portatil delante de él causando en Joey un pequeño escalofrío podía oler a kilometros el mal humor de Kaiba, pero no era su culpa sino de la profesora toda loca que los había emparejado con esa estupida tombola – tardaste mucho perro – dijo de manera molesta lo cual hizo suspirar a Joey que decidio mientras caminaba hacer un pequeño esfuerzo para al menos hacer la convivencia mas amena y así no salir en el periodico de la mañana como “cadaver encontrado en la basura” –

-      Lo lamento mi casa queda lejos de aquí y como yo no tengo chofer que me lleve a todos lados, pues me es dificil llegar aquí en menos tiempo – Kaiba enarco una ceja incredulo ante la imagen que proyectaba en esos momentos el perro, ESTABA ACTUANDO COMO ALGUIEN NORMAL  en definitiva el perro aun no despertaba del shock inicial al cual habían sido sometidos ambos esa mañana por la maestra de civica y etica –

Flash back

bien chicos como sabran se acerca el final del año escolar y como sabran cada año hago un trabajo especial para que no se olviden de mi, sobre todo a los de tercer año, así que este año decidi hacer un trabajo muy sencillo, “La Familia” así que entre ustedes tendran que cuidar de un “hijo” que se les proporcionare cuando los valla emparejando, si señores no podran escoger a sus propias parejas así que mas les vale que no empiecen de inquietos, y para que vean que sera equitativo sera por una tombola, para que no piensen que tengo algo en su contra, todo sera a la suerte, así que encuanto sepan quien es su pareja, pasen conmigo para darles a su hijo de acuerdo

*al cabo de un rato*

Bien la sguiente pareja seran… Joseph Wheeler y…... Seto Kaiba”

 

Había sido el shock más grande que había pasado todo el salón junto, nunca se imaginaron esa pareja de padres ni en un millon de años, claro que ambos se iba a poner a protestar pero la maestra los había parado de inmediato

no me interesa si se llevan mal, donde no cuiden este bebe como si fuera suyo los voy a reprovar un año completo a ambos”

 

Ninguno chisto ante lo dicho y dictado por la profesora, así Joey y Kaiba quedaron al final de la clase platicando en un rincon con todo el salón expectante a ver a que hora se iban a agarrar a golpes a lo que solo vieron a Joey suspirar y asentir con la cabeza resignado causando que todos se sorprendieran que se hubiera vuelto de la nada un chico sumiso que hacia caso a lo que los maestros decían

Al final del día Joey salió del salón sin despedirse de ninguno de sus amigos simplemente siguiendo a Kaiba el cual cargaba con el bebe que debían de cuidar y subieron ambos a la limosina que guiaba presisamente al rubio hasta su casa y ahí lo había dejado para que recogiera sus cosas ya que debían de cuidar al bebe juntos y como según Joey, Kaiba no cabía junto a su gran ego en su casa, que mejor que cuidar al mentado bebe en la mansion del empresario

-      Te veo en mi casa… llega rapido perro – así arranco la Limosina y Joey suspiro de manera pesada ya que no sabía que hacer con Kaiba si bien no se llevaban bien y estaba mas que seguro que iban a acabar matandose en lo que restaba del mes que tenían que estar juntos-

Así que mientras empacaba sus cosas para así poder irse a la mansion de Kaiba desidio no pelear no garrarse del chongo por cada cosa que se le hiciera ridiculo o cualquier cosa, simplemente haría lo que Kaiba le dijera y ya después del trabajo sería libre por el resto de su vida, que mas daba solo le quedaban 3 meses de la preparatoria y de ahí a la universidad y por lo que había oído Kaiba no aspiraba a la misma universidad que el así que, mejor vivir los ultimos meses de su feliz vida en la preparatoria sin nungun pleito al punto de hasta posiblemente tener una buena convivencia con Kaiba que se volvería un bonito recuerdo…. Que bloquearía el resto de su vida

Así salió de su casa lo más lento que pudo para poder hacerse a la idea de que de ahora en adelante conviviria con Kaiba y tendría que tragarse su orgullo para que así no tuviera que acabar los ultimos 3 meses de preparatoria en un horrible hospital por la santa paliza que ambos se darían por el simple hecho de convivir juntos

End flash back

 

-      Bien te enseñare donde dormiras con el bebe – Joey tenía ganas de reclamarle pero decidio seguir su propio consejo y no rechistar para evitarse la fatiga – perro… ¿no vas a decir nada? – Joey lo vio con mucha flojera en los ojos suspiro y hablo como si nada le importara –

-      Mientras menos convivamos menos corajes aremos, si para eso debo dormir con esa cosa yo solo por mi no hay problema, además si me pongo en plan de si me toca a ti tambien, te escusaras con que tienes una empresa que manejar y no se que tanto tienes que hacer como para cuidar a un “bebe” así que, por que no saltarnos la parte donde acabamos golpeados y mejor me voy a dormir, la verdad estoy cansado de la caminata hasta aca – Seto quedo con los ojos bien abiertos… ¿acaso el perro le hablaba de manera madura? Vaya que la gente cambiaba en tan solo un día –

-      Entonces no veo problema alguno que al menos mientras durmamos cuidemos al “bebe” – dijo de manera seria a lo que Joey por primera vez mostro una reaccion digna de él –

-      Espera… ¿no dormiremos juntos verdad? – Seto sonrió con ironía a lo que hizo que a Joey le recorriera un escalofrío –

-      Pero mi vida, el bebe puede resentir nuestra separacion, por que no mejor cuidarlo entre los dos para que sienta el amor familiar – Joey tenía ganas de ahorcar a Seto pero se contuvo nuevamente, debía respirar debía calmarse y por sobre todo no debía aventarle el bebe a la cabeza a Kaiba –

-      Bien, si así evito cualquier pelea no hay problema – así tomo su maleta y a su bebe y siguió a Kaiba que le quito la maleta de la mano y la llevo a su cuarto para así posteriormente guiarlo por los pasillos de la mansion para que empezara a reconocerla y no acabara perdido por la mañana –

Joey veía con mucha curiosidad las obras de Arte que tenía Kaiba por la casa, lo cual causo curiosidad en el empresario por que al menos se le quedaba viendo 2 minutos y después continuaba caminando, dudaba seriamente que supiera quienes eran los autores, pero bueno llego un momento donde su curiosidad no pudo más

-      ¿Por qué ves tanto las obras? – pregunto y Joey lo vio como la cosa más obvia del mundo, casi Kaiba podía sentir su voz interna haciéndole ver lo obvio –

-      Porque si las memorizo no me perderé, solo tengo que encontrar una secuencia y sabré donde queda todo en la mansión y será más fácil para mí ubicarme – Kaiba lo vio con los ojos bien abiertos, jamás había pensado en esa forma de ubicarse en la mansión, si bien gozaba de buen memoria al punto de saber hasta dónde quedaba todo, jamás había usado sus obras como un mapa de la mansión valla que el perro no era tan idiota como creía –

-      Bien aquí en la cocina acaba el recorrido, nosotros comeremos en el comedor, pero si tienes hambre… lo cual es muy frecuente, aquí podrás pedir cualquier cosa a las personas que aquí trabajan – Joey vio todo con sorpresa… era enorme la cocina y por el tamaño del frigorífico había MUCHISIMA comida ahí… no iba a ser tan malo como creía –

-      Te molesta si como algo ahora, no he comido desde que me dejaste en casa – Kaiba supuso que esa sería la parte preferida del cachorro así que por eso la dejo al final –

-      No te contengas, si necesitas algo pídelo… yo estaré en mi despacho… así que bueno nos vemos a la hora de la cena – así dejo solo al cachorro en la cocina y los chefs y sirvientes vieron con duda al nuevo intruso en la mansión ya que no sabían cómo tratarlo, era un AMIGO del amo Kaiba –

-      Hola chicos… espero no molestarlos pero muero de hambre, ¿pueden prepararme algo? – hablo de manera relajada y sonrió como si fueran iguales todos ahí, los hombres de la cocina se sonrojaron por las acciones del rubio vaya que el amigo del amo Kaiba era muy guapo –

-      Claro – así Joey se puso a hablar con ellos de la bella “amistad” que tenía con Kaiba y saco muchas sonrisas en los presentes jamás se imaginaron a su amo en esas situaciones con el rubio, claro que todo el buen ambiente se había arruinado porque Kaiba había llegado de la nada –

-      ¿Por qué rayos no estás en el comedor Wheleer? Y por sobre todo ¿Por qué nadie atiende el comedor si ya es hora de la cena? – todos vieron con susto a Kaiba excepto Joey que no le tenía miedo a Kaiba, pero decidió ayudar a sus nuevos amigos –

-      Lo siento Kaiba, no me di cuenta de la hora – sonríe como si nada - ¿ya llego Mokuba? Quiero jugar un rato con él – a la mención de su hermano Kaiba relajo él entre cejo, lo cual sorprendió a los presentes, ¿Cuánto poder tenía ese chico como para controlar la ira del amo Kaiba tan fácilmente? –

-      Ya llego, está en el comedor y se muere por enseñarte todas sus consolas – a Joey le brillaron los ojos de manera infantil –

-      De haberlo sabido ya hubiera cenado desde que llegue – así salió corriendo al comedor para saludar a su amigo, casi hermano –

-      Y ustedes ¿a qué hora se mueven? – volvió el frío y serio Kaiba  todos los sirvientes corrieron como alma que se la lleva el diablo para atender al amo –

Así la cena Mokuba y Joey se la pasaran hablando de todos los juegos que tendrían que probar juntos, de todas las actividades que harían aprovechando que el rubio estaría mucho tiempo en la mansión y además por obras del destino, Kaiba se uniría a unas cuantas, sorprendiendo mucho a los habitantes de la casa, ya que generalmente Mokuba debía rogarle meses a su hermano que dejara su trabajo por un día para convivir con su hermano, pero ese rubio parecía cambiar todo el ambiente en la mansión, el amo saldría el viernes con ambos jóvenes a comprar cosas, y el domingo se lo tomaría para salir al parque todos juntos ¿Quién rayos era ese rubio que parecía un tornado que transformaba a la familia Kaiba?

Continuara… 

Notas finales:

DICEN QUE NADIE MUERE POR DEJAR UN RW 


Si quieres dejar un comentario al autor debes login (registrase).