Login
Amor Yaoi
Fanfics yaoi en español

Piggyback [ChanChang] por erickkbaj

[Reviews - 0]   LISTA DE CAPITULOS
- Tamaño del texto +

Capítulo I: A primera vista.

“Pensarás en eso todos los días

No creo en cuentos de hadas

Pero ambos tenemos fantasías”.

—Doja Cat & The Weekend; You right

 

Todos dentro de la compañía estaban más que alterados, el CEO de la misma estaba por llegar en su día de descanso, seguramente furioso por tener que venir a solucionar algún problema. Fingieron demencia y lo duro que trabajaban cuando el alto y bronceado hombre cruzo a grandes zancadas los pasillos del lugar, con una voz calmada pero autoritaria empezó a llamar a algunos mientras ChangBin veía aquel alboroto terminando su ronda en ese piso, había llegado un poco temprano para poder ir a comprar al supermercado a medio día.

—¿Por qué tanto alboroto? Normalmente los veo a todos holgazaneando. —ChangBin se secó las manos mientras ponía todos los artículos de limpieza que usaba dentro de su carrito y así regresar éstas a su respectiva área, pero le causo extrañes al ver el efecto de aquel hombre, por eso se acercó a preguntarle a su amigo Han JiSung que era lo que pasaba, pues él tenía más tiempo en ese trabajo.

—Es el presidente de la compañía, es su día de descanso así que seguramente por eso todos estaban alterados, si viene con esa seriedad es porque alguien hizo algo tonto. Será mejor no estar presente, aunque eso aplica más para estos oficinistas. —Mientras hablaban su amigo se volteó para echar algunos cestos de basura a un bote más grande que JiSung llevaba en su propio carrito, tiempo en el que ChangBin volteó al lado contrario para ver a un hombre no muy alto, para sus gustos no muy guapo, rubio, con ropa casual, buen porte ¿Por qué no podía dejar de verlo? No era la clase de personas por las que se maravilla a primera vista.

—Binnie, cierra la boca. —Le recriminó su amigo, golpeando su costado con un trapo.

—¿Quién es ese? —Cuestiona mientras JiSung ve como el rubio entra a una oficina con paredes de cristales saludando a otros hombres y mujeres dentro, iluminando la habitación.

—BangChan o Chris, creo que tiene dos nombres, no lo sé, es el hijo del presidente. Es mejor no estar cerca de esa gente, ChangBin. —Murmura dándole la espalda para empujar su carrito.

—¿Por qué? —

—No creo que sea la clase de gente que se juntarían con el personal de limpieza. —ChangBin supuso a lo que se refería, la atmosfera se hizo un poco pesada, pero antes de que las puertas del elevador se cerraran pudo ver al hombre rubio sonreír, marcándose un curioso hoyuelo en su mejilla, se sintió extraño y no quiso seguir pensando en ello así que mejor repaso la lista de abarrotes que compraría.

BangChan en ese momento volteó a ver al elevador, vio unos profundos ojos a la distancia, quizá solo un segundo, pero las puertas ya se habían cerrado, se había quedado petrificado, en un estado de trance en el que solo necesitó un segundo para grabar en su mente esa mirada.

—¿Viste un fantasma? —La profunda voz de Felix lo saca de aquel trance quien también voltea a ver hacia el elevador donde su amigo estaba mirando, pero solo se encuentra con las puertas metálicas ya cerradas. —¿A quién viste? —

—Ah, nada. ¿En qué estaban? —BangChan trata de ignorar lo ocurrido y simplemente sigue averiguando con lo que su equipo de diseñadores estaba realizando.

Dentro de sus ambiciones no estaba el dirigir una compañía tan grande como la de su familia, dados los orígenes de ésta, el chico había crecido rodeado del medio artístico, pero a pesar de haberse graduado en la rama del medio audiovisual su padre lo orillo a enfocarse en la arquitectura y su madre en las finanzas, desde entonces se ha inmiscuido en el mundo de las finanzas y un mundo oscuro. Después de aceptar sus condiciones había logrado al menos pertenecer al departamento creativo y de diseño de la empresa de su padre, al menos así podría tener un momento de tranquilidad para afrontar el camino de la vida que habían escogido para él.

—Estoy considerando que se abra una vacante. ¿Qué opinan? —HyungWon es el director del equipo, a pesar de que sea BangChan su jefe directo, prefirieron que las cosas sean así, eventualmente dejaría el departamento para convertirse en el CEO cuando su padre le deje el puesto, además de que no tenía la suficiente confianza en si mismo como para ser el líder del equipo.

—Que no es necesario, estamos bien siendo solo nosotros. —Felix cruza sus brazos y echa su cuerpo hacia atrás sobre su asiento, negando con una mueca mientras ve a sus compañeros.

—A mí no me gusta la idea, pero creo que es necesario. —Responde HyungWon volteando a ver a los demás.

—BangChan casi no está y a duras penas con Felix, HyungWon, MynHyuk y conmigo cubrimos lo necesario. —Murmura MinHo metiendo sus manos dentro de sus bolsillos. Y es BangChan quien se siente un poco culpable por dejarles la carga del trabajo a los demás chicos, pero no puede evitarlo, su padre recientemente le roba mucho de su tiempo y tiene que sacrificar todo para atender las necesidades de la empresa que en un futuro tiene que dirigir.

—Sé de lo que hablas, pero aunque él se vaya sabe que no puede hacerlo, entre todos nosotros él es el unico que sabe y puede convencer a nuestro tonto supervisor de diseño. —HyungWon lanza unas cuantas carpetas a la mesa llena de libros abiertos y demás papeleria.

—Puedo convencerlo para que reclute a alguien más, después de todo la temporada de festivales de música y carnavales se acerca, así que necesitaremos toda la ayuda disponible, al menos por un periodo corto de tiempo. —BangChan sonríe amplio tratando de animar a su equipo, aunque no les parezca la idea de agregar a alguien más saben que la carga de trabajo los llevaría a un colapso de estrés.

—Será mejor que sea antes de que acabe la maldita semana, nos estamos preparando para no dormir. —MinHo se desparrama sobre su asiento, cerrando sus ojos mientras todos escuchan la notificación de la bandeja de entrada del correo electrónico, anunciando un nuevo proyecto.

—Pondré el café. —En medio de suspiros MinHyuk se pone de pie para encender la cafetera mientras empiezan a girar en sus sillas para seguir con el trabajo en sus computadoras.

Con un peso más sobre su espalda se dirigió a la oficina de su padre, iba a paso firme, mientras su secretaria le pedía que esperara, al chico no le importó aquello, no era que fuera grosero, pero sabía exactamente con quien estaría.

—Lamento interrumpir. —Murmura abriendo de golpe la puerta encontrándose con su padre sentado en su escritorio y el co CEO de la empresa.

—HyunWoo ¿No le enseñaste modales a tu hijo? —Le susurra entre dientes mientras se aleja poco a poco del hombre alto, guardando las carpetas en el archivero de al lado.

—Hoseok, cállate. ¿Qué pasa? —BangChan mira de reojo al que también es el mejor amigo de su padre Lee HoSeok, no lo detestaría sino fuera porque fue el primero en oponerse a reclutarlo en el departamento de diseño que él supervisa, a pesar de ello sabe cómo convencerlo y sabe que botones presionar, algunos de los cuales no puede negarse. BangChan siempre ha sabido vender sus propuestas y explicarlas a la perfección.

—Necesitamos otro diseñador, al menos para la temporada de festivales y carnavales con los cuales vamos a estar trabajando. —Abre una carpeta con el perfil necesario. Su padre HyunWoo ni se molesta en ver la carpeta y simplemente llama a su secretaria para que ponga el anuncio en todas las partes que pueda. A pesar de ser tan estricto con su hijo ciertamente confía en su criterio, lo ha visto crecer y desarrollarse dentro de la empresa, tiene la capacidad para dirigirla, a excepción de confianza en sí mismo, y decisiones pequeñas como solicitar un empleado más, son cosas a las que no puede negarse, pues sabe que no lo pediría si no fuera necesario, aunque últimamente podría ser más exigente pues planeaba dejarle el puesto de CEO.

—¿Así nada más? —HoSeok voltea a ver con mala cara al mayor mientras BangChan le guiña el ojo solo para burlarse de él, pues estaba saltando su autoridad y eso lo molestaba. HyunWoo esperó a que su hijo se fuera de su oficina para voltear a ver a su amigo.

—Es solo un maldito empleado extra. —Se excusa regresando su atención a la laptop, terminando de arreglar el problema que HoSeok había ocasionado y que no podía esperar.

—Se está saltando mi autoridad. Sabe que no me puedo negar a tus órdenes. — HyunWoo alza una ceja mientras esboza una leve sonrisa asintiendo.

—No te molestes, además sino fuera por ti, estaría descansando en casa. —Suspira mientras se remanga los extremos de su camisa.

—Como si disfrutaras estando en casa con ella. —Rodó los ojos mientras apagaba su laptop.

—Como si detestaras que viniera solo por ti. —Se puso de pie mientras rodeaba a HoSeok con sus brazos, recargando su barbilla sobre sus hombros, pegando su pecho a la amplia espalda del hombre, acariciando sus costados para iniciar un suave roce entre sus cuerpos.

Su secretaria escuchó como la puerta se cerraba con seguro, cerró los ojos mientras suspiraba y dejaba la hoja de datos del perfil de diseñador a un lado, apagando todo antes de ser cómplice nuevamente de las infidelidades de su jefe. Afortunadamente era fin de semana, su jefe no le decía nada si no la veía después, ella tenía total libertad de irse temprano, así que hoy sería su día de suerte, solo había trabajado dos horas. En realidad, no le importada lo que su jefe haga, pero sentía lastima por la familia de éste, a veces se sentía culpable por guardar ese secreto, por eso siempre evitaba al pequeño BangChan a toda costa.

Notas finales:

Gracias por leer <3 


Si quieres dejar un comentario al autor debes login (registrase).