Login
Amor Yaoi
Fanfics yaoi en español

Llegas A Complicarlo Todo por shice

[Reviews - 111]   LISTA DE CAPITULOS
- Tamaño del texto +

Notas del capitulo:

Chicas, agradezcanle a 26tasasu26 por dejarme un RR y pedirme que subiera el siguiente, así que aqui se los dejo un nuevo capítulo!
Enjoy!

Capítulo 15: Aquí No Paso Nada Parte I

A la mañana siguiente Hermione, Ron, Harry y Sirius sufrieron una repentina amnesia en los sucesos ocurridos (sin necesidad de un hechizo desmemorizador). Se reunieron todos en el salón y abrieron los regalos, para sorpresa de Sirius, Harry le regalo un jersey; y aun más para sorpresa de Harry, Sirius le regalo una llave.

-“¿Y esto?”

Todos, sobre todo Ron y Hermione, se quedaron mirando fijamente a Sirius esperando una explicación.

-“Esa llave me la dieron James y Lily hace 18 años”

-“Es la llave de…”- Dijo Remus cuando se dio cuenta de que hablaba su amigo –“La casa en el Valle de Godric”

-“¿La casa de mis padres?”- Dijo un atónito Harry, el corazón le latía a mil.

-“El Ministerio me dio el permiso de restaurar la casa, está casi igual que como estaba cuando James y Lily vivían  y creí…” – Sirius no pudo terminar su frase, pues Harry se tiro sobre él y lo abrazo lo más fuerte que pudo.

-“Gracias”

Alguien carraspeo detrás de ellos, Harry se aparto avergonzado, no por las miradas sobre ellos, sino que brevemente rememoro la manera en que se había tirado sobre su padrino la noche anterior y al parecer Sirius también lo había recordado.

-“De nada”

Siguieron abriendo los regalos como si nada y luego pasaron todos al comedor a desayunar. Estaban en eso cuando una lechuza entro por alguna ventana y se poso frente a Harry.

-“¿Alguien me envío un reglo?”- Dijo Harry mientras desataba un pequeño paquete que traía la lechuza.

El pequeño paquete venia envuelto en un papel plateado y con una cinta azul sobre él. Al desprender el envoltorio se encontró con una caja larga y ancha, pero no tan angosta y uno nota sobre ella.

“Harry, gracias por la armónica, no he dejado de tocarla desde que llegó, tu lechuza es muy inteligente. Ojala te guste mi regalo, espero verte cuando volvamos a Hogwarts. Feliz Navidad, Derek”   

Harry noto el sonrojo en sus mejillas, leyó la nota dos veces para asegurarse de que había leído bien. Dejo la nota a un lado y abrió la caja. Una pluma verde sobre una especie de cojín.

-“¡Que linda!” – Exclamo Hermione cuando Harry tomo la pluma entre sus manos –“¿Quién te la envió Harry?”

-“Derek”- Dijo Harry aun estupefacto. Recordaba muy bien esa pluma, era igual, sino la misma, que había visto en Hogsmeade cuando estuvo con Derek en La Casa de Las Plumas.

-“¡Oh esta preciosa!”

Harry sintió un poco de angustia. Se sentía atraído hacia Derek y a veces sentía que él también, pero le gustaba Sirius y mucho, pero aun no le perdonaba su huida. ¿Por qué simplemente no podía sacarse el corazón, lavarlo y ponerlo en su sitio otra vez?

Después de hacer sus quehaceres diarios, Arthur entablaba varias conversaciones con su consuegro, el padre de Hermione le explicaba casi con manzanitas todo lo que el señor Weasley le preguntaba sobre Muggles.    

***

Derek se encontraba en una habitación de la Mansión Malfoy, no se le permitía salir a menudo y mucho menos salir a los jardines. La noche anterior se le había permitido estar con su madre solo 10 minutos y no había visto a Draco desde que pisara aquél lugar.

Se encontraba frustrado, impotente y rabioso. No quería estar allí, quería volver a Alemania, a la época en que no existía en su vida Lord Voldemort, pero no podía, su único consuelo que una pequeña armónica que le envió Harry.

-“Harry, lo siento tanto Harry”

Lord Voldemort lo infiltro en Hogwarts, tenia títeres en el Ministerio y le fue fácil, la familia del chico estaba limpia y era perfecto para ser su espía. Su espía número dos, porque contaba con Severus quien le había brindado gran parte de información acerca del anciano director. Pero el Lord quería más, Severus no era objetivo en cuanto a su opinión sobre Harry Potter y la información que este podía darle era vana. Necesitaba a alguien que estuviera cerca, más que Draco Malfoy, alguien que se ganara la confianza en el chico y poder al fin aplastarlo.

Ese papel cumplía Derek, ser espía de Voldemort, pero contra su voluntad. Estaba obligado, por las deudas de su padrastro, a obedecer al Señor de Las Tiniebla y poder liberar a su madre.

Derek sentía asco cada vez que tenía que estar frente al Lord y más aun estar frente a Rudolf, su tío, que no movía ningún musculo cuando los torturaban a él y a su madre.

***

Draco se encontraba un piso más arriba de la habitación de Derek. Hace pocas horas se había enterado de que Derek y su madre estaban en la misma casa.

Por primera vez en su vida Draco sintió pena, pena por la persona que quería. Cuando Draco Malfoy escucho a Derek obedeciendo al Lord durante el verano, creyó que este ansiaba poder, que su familia solo se había acercado a los Malfoy para codearse con el Señor Tenebroso…

Flash Back:

Derek fue llevado a rastras por su tío hacia una habitación y lo dejo allí. En ese momento en lo único que pensaba Derek era en su madre, abajo encerrada en alguna mazmorras tras la rejas; en su padre, el hombre que lo crio y en las deudas que él tendría que pagar ahora con su servicio; y en Draco, en los labios de Draco… ¿Dónde estaba él ahora? Necesitaba que lo abrazaran…

Unas horas después, la puerta se abrió, Derek se hizo el dormido, pero el roce de una mano hizo que volteara y se encontrara cara a cara con Draco.

-“¡Draco!”- Derek se iba a tirar sobre él, pero Draco rápidamente se alejo. Su mirada era de odio, rabia y asco.

-“Ya, no tienes que fingir”

-“¿Qué?”- Derek no entendió de que hablaba Draco, él solo quería que lo abrazaran y su novio lo rechazaba justo en el peor momento.

-“Eso, ya no tienes que fingir. Ahora tienes lo que querías”

-“¿De qué diablos estás hablando?”

-“¡Ya le estas sirviendo a Voldemort, ya no finjas que me quieres, no tiene caso si lograste unirte a él acercándote a mí!”

-“¿Crees que se acerque a ti, para servirle?

-“Ahora que es así, hazme un favor, ¡déjame en paz!”- Draco salió de la habitación dándole un portazo a la puerta.

Derek comenzó a desesperarse, solo hacía falta esto, que su novio, una de las personas más importantes para él creyera que lo había engañado, y que para colmo pensara que lo había utilizado…

Fin Flash Back.

¿Qué podía pensar en ese entonces? No tenía idea de los problemas que tenia la familia de Derek con aquella maldita serpiente. Ahora que lo sabía se sentía pésimo, había sido muy duro y muy injusto con Derek, no había dejado que él se explicara, no se había detenido a escuchar, Derek tenía que estar pasándolo horrible…

Un pensamiento cruzo su mente. Recordaba vagamente un pasadizo que llegaba a una habitación, lo había encontrado cuando tenía ocho años y la entrada estaba en ese mismo corredor, solo esperaba que ese pasadizo llegara a esa habitación.

-“¡Maggie!”- Una elfina apareció ante Draco.

-“Si, amo”

-“Tu sabes en que habitación tienen a Derek, ¿cierto?”- La elfina comenzó a temblar y miraba titubeante al joven Malfoy.- “Tú lo sabes, dime” 

-“El amo ordeno… Maggie no puede… decir nada, el amo ordeno…”

-“Yo también soy tu amo, te ordeno que me digas”- La elfina comenzó a darse cabezazos contra una pared –“Deja de hacer eso, Maggie como tu amo te ordeno que dejes de hacer eso”

-“El joven esta un piso más arriba, justo sobre nosotros”- ¡Sí! Derek estaba donde esperaba y si tenía alguna suerte, podría llegar hasta él.

-“Gracias, ya puedes irte… ¡ah! Y tú no me dijiste nada ¿de acuerdo?”

La elfina se inclino antes de desaparecer. Draco se incorporo rápidamente, los adultos seguramente estarían en la biblioteca, él Lord debía encontrarse con ellos, así que su única preocupación era no toparse con Nagini, que deambulaba por donde quisiera. Se asomo al corredor, no había nadie, solo tenía que caminar unos diez pasos, hasta llegar a un cuadro que como los del colegio respondían a una contraseña.

-“Esperemos que no la cambiaran”- Pensó Draco al llegar a un cuadro –“Salazar”

Funciono, el cuadro se abrió unos centímetros, Draco abrió un poco más y se metió por el hueco detrás del cuadro.

-“Lumus”-  Agradecido de ser mayor de edad y poder hacer magia fuera del colegio Draco comenzó a subir por una estrecha escalera, estaba un poco ansioso…

***

Derek estaba tendido boca arriba en su cama, tocaba notas sueltas de la armónica, era una suerte que fuera magina, pues aunque sabia tocar, no lo hacía muy bien, necesitaba practica.

De pronto escucho un ruido y su corazón se acelero al máximo cuando vio salir por un cuadro a Draco. Derek se incorporo rápidamente, ninguno de los dos dijo nada. Draco se acerco un poco al joven.

-“Hola”- Draco se sentía ansioso y avergonzado.

-“¿Cómo… como?”  

-“Hay un pasadizo detrás de ese cuadro, que llaga un piso más arriba, casi justo al lado de mi habitación”

-“Olvidaba que esta es tu casa”

Ambos chicos callaron nuevamente, Draco pensaba en la mejor manera de disculparse mientras que Derek recordaba sus momentos en Alemania.

-“Yo, Derek… fui muy…, fui horrible contigo, fui muy injusto…”

Derek no necesitaba escuchar nada más, se abalanzo a los brazos de Draco y por primera vez lloro. Lloro por su madre, por Draco, por Harry y por él.

Draco abrazo a Derek y lo llevo a su cama, acaricio su espalda, su cabello esperando que el muchacho se desahogara.

-“No quiero, quiero seguir con esto Draco”

-“Lo sé, te entiendo…”

-“No quiero hacerle daño, no quiero seguir mintiendo” – “Derek se incorporo un poco y miro a Draco, este le devolvía la miraba y pero no sabía si sonreír o no.

-“Siento mucho no haberte escuchado, si hubiese sabido te habría apoyado más…”

-“No me digas nada por favor, no quiero pensar en eso, solo quiero que me abrases.”

 

 

 

 

Notas finales:

Espero sus RR!


Si quieres dejar un comentario al autor debes login (registrase).