Login
Amor Yaoi
Fanfics yaoi en español
Titulos
A B C D E F G H I J K L M N O P Q R S T U V W X Y Z Otros




Fanfics

Sueño de Quimeras.Nuevo por Seiken

No menores de 18 años; Reviews12
Resumen:

Los sueños son aquellos que te demuestran lo que deseas, muchos dicen que son portales a otros mundos, a los que puedes visitar cuando cierras los ojos y las estrellas lo permiten, presagios, delirios, anhelos, temores, cada puerta te enseña algo nuevo, algo que temer, algo que amar, pero, no son reales, al menos, esto es lo que Kanon pensaba hasta que sus sueños empezaron a tomar formas extrañas, de quimeras que no podían ser ciertas, sueños que son compartidos por otros dos seres, un fiero león y un espectro del Inframundo.

Parejas: Kanon/Radamanthys, Aioria/Radamanthys, Hades/Radamanthys 



Solo un poco retorcido #1 SeHoNuevo por Chulixxx

No menores de 13 años; Reviews0
Resumen:

Saga 

Prólogo

El profesor Oh Sehun es odiado y temido por todos sus estudiantes.

Estricto, reservado y despiadado, él no tolera equivocaciones y tiene poca paciencia para sus estudiantes.

Suho con veintiún años lucha para mantener a sus hermanas menores después de la muerte de sus padres.

Al borde de perder su beca, Suho está lo bastante desesperado como para acudir al profesor Oh.

Todos dicen que no tiene corazón. Todos dicen que él es un bastardo despiadado.

Suho descubre que todos tienen razón. 

Él llega a un acuerdo con Oh Sehun, pero inesperadamente, el trato se convierte en mucho más.

Algo absorbente y adictivo.

Algo que ninguno de ellos desea.

 

 



Waves of Tension (Wincest)Nuevo por BombayLove

No menores de 16 años; Reviews0
Resumen:

Ninguno de los dos pensó que ese día, aquel encuentro los marcaría para siempre.
Ninguno de los dos pensó que aún con el paso del tiempo, el corazón siempre ganaría la partida contra la razón.

 


 

Dean Winchester/Sam Campbell
(Supernatural; AU)



Ave Versus CristusNuevo por Xora

No menores de 16 años; Reviews31
Resumen:

Las campanas resuenan con estruendo haciendo temblar las paredes de las solitarias calles a merced del Nocturno. La sangre que bebemos y el cuerpo que comemos traerá a nosotros el espiritu del Destructor y el Angel del Karma abrirá sus alas encarchadas con el fuego del infierno para condenar a todas aquellas almas abrazadas por el pecado. Ya vienen y no se detendrán. 

  AU Antichrist  


BxL♥

MxN



RecuérdameNuevo por Na Na

No menores de 16 años; Reviews0
Resumen:

 

Todos, alguna vez, se han perdido a sí mismos. Nada parece tener sentido, al menos hasta que retomas el camino nuevamente. Sin embargo, cuando te pierdes y en el proceso pierdes a la persona amada, no puede ser bueno. JongHyun se perdió a sí mismo, sus recuerdos y su vida. No sabe quién es él, desconoce su vida actual y definitivamente no conoce al hombre frente a él. Ese de mirada cálida y sonrisa deslumbrante.

 

-¿Quién eres?

 

-No olvides de nuevo tu amor por mí.

 

 




JongYu
JongHyun / Onew
SHINee



CHANBAEK - MI QUERIDO ESPÍANuevo por helena_CB97

No menores de 13 años; Reviews0
Resumen:

Todos nos hemos sentido observados en algún momento de nuestras vidas...
Y ese es el caso de Baekhyun, un pequeño niño que toca todos los días el piano y siempre tiene como público a otro muchacho que escucha y mira con atención desde el otro lado de la valla mal cuidada de su casa.

Por otro lado está Chanyeol, ese muchacho que se vio atraído por la agradable música de piano en la casa que había estado deshabitada por largos años y que, de repente, está ocupada por un lindo niño del que no puede parar de pensar.

Sin embargo, sus caminos no se encontraran tan fácilmente y ese juego de espías servirá de unión hasta que se termine...

Ambos vivirán experiencias intensas, llenas de música y sentimientos; llegando a la adolescencia y después dejándola atrás en un suspiro repentino, entrando en la complicada vida del adulto, donde los juegos llegan a su fin.

¿Podrá Baekhyun mantener junto a él a su querido espía?


+ Número de capítulos aún por determinar.
+ ChanBaek, HunHan, ChenMin, SuLay, KrisTao, KaiSoo
+ No adaptar ni copiar ni distribuir sin el permiso de la autora (ósea, yo)
+ Créditos al autor de la portada (sea quién sea, gracias n.n)



Unholy (IronFrost)Nuevo por AdonisCue

No menores de 16 años; Reviews24
Resumen:

Loki suplanta la identidad del asistente personal de Tony, quien, al no tener a nadie más, ve en Loki a alguien "Diferente" sin Pepper a su lado sus sentimientos comienzan a deformarse y la situación de su orientación sexual comienza a hacer ruido en su cabeza.

La vida de Loki siempre ha sido trágica, tanto en la mitología como en el MCU y esta historia no va a ser difrente, tal vez un poco al final.

Reirás, llorarás, gritarás , todo, la hisotria da para mucho, depende de ustedes ver hasta donde quieren llegar.  

Hay otras parejas en la historia, unas inusuales, otras no tanto. 



IntoxicaciónNuevo por Yae

No menores de 16 años; Reviews31
Resumen:

 

 

A Naruto no le agradaban los omegas. Así que su escala en Japón solo irritaba sus sensibles fosas nasales, sin deseos de regresar a casa decidió tomar un empleo de medio tiempo para mantenerse lo que durase su fuga.

Estaba seguro de que no regresaría hasta que su padre se lo suplicara.

 

AU.

Naruto/Itachi

NaruIta



BailarinNuevo por Tokiro_Okashi

No menores de 18 años; Reviews0
Resumen:

Francis es un chico que ama bailar y también a Jay McMurray, pero esconde un inmenso secreto... ¿qué hará cuando este secreto sea descubierto por quien menos deseaba que lo supiera? 



PARA ENCONTRAR EL AMORNuevo por Melyoan

No menores de 16 años; Reviews54
Resumen:

 

Tres mejores amigos, una despedida, una promesa de volverse a ver 10 años después.

Que cosas cambiarán en ellos, habrán encontrado al amor de su vida? y que sucedería si el amor de su vida está ahora con uno de sus mejores amigos en una relación formal, o que simplemente no lo aceptas por tratarse de un tabú?

Tendrán que pasar por mucho para lograr obtener el verdadero amor, aunque de eso dependa su amistad o quizás...

 

 

Todas las parejas

 

 

 



Ya no quiero llorarNuevo por SXEM_YUI

No menores de 16 años; Reviews56
Resumen:

 

Secuela de "te Perdí".


-Ya no quiero llorar.- Fue lo único que pronuncio cuando Itachi le suplico que lo perdonara, y llorando ya no quería hacerlo después de todo lo que había pasado.

-Dei, yo te amo.- y el lo hacía también, pero a pesar de todo el amor que le tenía no quería sufrir mas a su lado, no quería recordar como el amor de su vida lo había traicionado, y mas aun no quera recordar como Itachi en un  pasado le prometió jamás lo aria llorar como otros lo habían hecho.

 

Pocos capi, pero con mucho Drama, Romance, y un engaño.

Itachi x Deidara principal pero se le unirán mas parejas.



La dulce vida de Julien Nuevo por hannabaDeli

Todos los publicos; Reviews3
Resumen:

Julien era un chico gentil,obeso y amable.


 


debido al bullying que le hacian por su robusta forma el comia dulces de cualquier tipo para calmarse porque alegaba que;


 


''un dulce arregla cualquier dia pese a que el tiempo esta nublado o lluvioso''


 


julien compraba los dulces en un solo lugar pero esto no era lo importante,lo importante era la persona que cocinaba aquellas riquezas culinarias.


 


julien nunca habia probado el sabor amargo de la vida pero ahora le toca probar que la vida nunca es dulce.



Mundo SalvajeNuevo por Anndiee

No menores de 18 años; Reviews8
Resumen:

Takahashi Misaki, un omega de 15 años aprendió de la manera más cruel que el mundo es un lugar hostil y cruel y que solo los más fuertes y astutos podrán sobrevivir a aquel mundo salvaje, sin importar a cual genero permanezca, ya sea Alfa, Beta u Omega. Los personajes no me pertecen, son de la mangaka Nakamura Shungiku



héroes al rescate Nuevo por Sargento F

No menores de 16 años; Reviews1
Resumen:

Boku no hero academia.

El mundo mágico ha sido invadido por unos robots extraterrestres que tienen como finalidad someter a todos los habitantes y criaturas mágicas a ser sus esclavos, todos los que no han sido capturados tienen miedo de hacer algo al respecto, sumiéndose en el miedo, la angustia y la desesperación. Es así como Izuku, un chico que sueña con ser un héroe conocido por todos decide enfrentarse al líder de la terrible horda de invasores, y claro que no irá solo, lo acompañará su pareja y amigo de toda la vida Todoroki Shoto. Emprenderán una aventura de llena de peligros y acción y sobre todo un amor nacerá entre los dos.

Todo/Deku



Cómo se cura un corazón herido Nuevo por LeeLawlietTakarai

No menores de 13 años; Reviews0
Resumen:

SN / NS: Si necesitaba que algo divino, celestial, mágico o sobrenatural le asegurara que su destino estaba sellado al de aquel sujeto que dormía abrazado a él y viceversa, el crepúsculo con sus peculiares colores era solo uno de muchos ejemplos para corroborar dicho designio.



Chico Heterosexual 0.5 WonRyNuevo por Chulixxx

No menores de 13 años; Reviews0
Resumen:

CHICO HETEROSEXUAL 0.5

 

P R Ó L O G O

Joven, castaño y apuesto, Henry atrae atención no deseada en la cárcel. Cuando su compañero de celda le ofrece protección, Henry, acepta la oferta, aun cuando él no confía en el hombre. Poco sabe cuánto esto cambiará su vida.

Cuando es liberado de la prisión, Henry se encuentra a sí mismo necesitando y queriendo cosas que no debería desear. Henry es heterosexual. Él lo es. Él tiene una novia. Lo que pasó en la prisión se quedó en la prisión, o eso, Henry se dice a sí mismo.

Hasta que se encuentra con su ex compañero de celda de nuevo. Siwon. El hombre al que odia y anhela.

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

DERECHO EN LA PRISION 1

La madre de Henry solía decirle que un día su rostro lo metería en problemas. 
Parecía que hoy era el día. 

Manteniendo sus ojos hacia abajo, Henry siguió al guardia a su celda, sintiéndose incómodo y extraño en su mameluco nuevo. Como un criminal. 

Henry casi se rió de sí mismo. Él era un criminal ahora, después de haber sido condenado a un año en prisión por conducir bajo influencia y herido a otra persona. Había sido un accidente, pero a nadie le importó.

Bueno, a él sí, y a Amber.

Su novia también lo hizo, y su madre había llorado cuando la sentencia fue leída.  
Henry tragó, recordando la expresión impactada de su mamá. Ella se veía tan pequeña y vieja de repente, y fue su culpa. Ella siempre se preocupó demasiado por él.  
Empujó el pensamiento lejos, tratando de ignorar a los otros prisioneros golpeando contra las barras y mirando de reojo mientras él pasaba. Ellos gritaban obscenidades que hicieron a su estómago girar en nudos y a la bilis subir a su garganta.  
Esperaba que no fuera obvio lo asustado que estaba. Él no era exactamente delgado y bajo, era más alto que el promedio, y tenía algunos músculos decentes  pero no era de ningún modo tan grande como algunos de esos chicos. Fueron construidos como tanques. La verdad sea dicha, Henry estaba completamente aterrorizado, y una vez más, quería patearse a sí mismo por emborracharse y terminar en este lío.

Cuando saliera de aquí, él nunca, nunca, se emborracharía otra vez, si es que saldría de aquí en absoluto. Él estaría compartiendo su celda con alguien que muy probablemente era más fuerte, más duro y malo que él.

Con un criminal real.  

El guardia lo empujó dentro de la celda. La puerta se cerró y trabó detrás de él, con un alto y de algún modo indiferente.  
Henry se humedeció los labios, mirando a su compañero de celda.  
El chico estaba tumbado en la litera inferior, sus ojos cerrados, por lo que Henry tuvo la oportunidad de estudiarlo. Era alto y bien construido. Pelo oscuro y liso ligeramente ondulado, nariz romana, cejas gruesas, piel naturalmente bronceada. Parecía extranjero, pero no del todo. Él estaría probablemente alrededor de los treinta, tal vez treinta y cinco como máximo.  

 -¿Has terminado de mirar?

El tipo dijo, sin abrir sus ojos.  
Henry se estremeció. 

 -Um, sí. Lo siento.

 -La litera de arriba es mía.

Henry quería preguntar por qué él estaba acostado en su litera entonces, pero tuvo que morderse la lengua. Ser un culo ingenioso no era probablemente una buena idea.  

 -Soy Henry   

El chico abrió los ojos. Eran marrón oscuro y extrañamente intensos. Su mirada recorrió a Henry antes de lamerse los labios.  

 -Encantado de conocerte, Henry. ¿Qué tan bien chupas la polla?  

Henry se sonrojó, dando un paso atrás. 

 -Soy heterosexual.  

El hombre levantó las cejas, mirando vagamente divertido.

 -Todo el mundo es heterosexual aquí, Ojitos .  

 -¡Tengo una novia!

El tipo no parecía impresionado.

 -La mayoría de nosotros tenemos esposas y novias de regreso a casa.

Él salió de la litera. Un depredador. Parecía un depredador.  
Con su corazón en la garganta, Henry dio un paso atrás.  
Pero en lugar de abusar de él, el hombre extendió su mano para un apretón de manos.

 -Soy Siwon.

Desconcertado, Henry estrechó la mano con cautela. 

 -Probablemente ha sido un largo día para ti - dijo Siwon. - Ve a dormir. Nadie deambula durante la noche.   

 -Sí, está bien.

Dijo, inmensamente aliviado. El tipo había estado probablemente sólo bromeando cuando dijo eso de chuparle la polla. Por supuesto que estaba bromeando.  

 -Yo no voy a joderte esta noche - dijo Siwon. - Buenas noches.

Henry parpadeó. 

 -Pero qué? ¡No me estarás jodiendo, amigo!

Siwon sonrió. Fue una sorprendentemente bonita sonrisa, sus dientes blancos y parejos. Se acercó más a él hasta que no estaban siquiera a una pulgada de distancia. Henry tragó, muy consciente de que el hombre era más alto que él y mucho más amplio de hombros.  

 -Vamos a cortar por lo sano - dijo Siwon suavemente, mirándolo a los ojos. - Voy a joderte. Va a pasar y es mejor que tú te acostumbres a la idea. Tienes suerte de que estás conmigo. Yo no te voy a lastimar, no te obligaré a tomarme, y te protegeré de los demás si chupas mi polla bien. Créeme, otros chicos no serían tan agradables como yo.  

 -Si no me vas a obligar, no pasará - dijo Henry, tratando de mantener su voz firme. - Lo siento, pero realmente soy heterosexual. Tengo una novia que amo.

Por alguna razón, eso hizo que Siwon riera.

 -Tienes suerte de que aquí es aburrido como el infierno y me gusta un buen desafío. 

Antes de que Henry pudiera decir nada, Siwon se subió a la litera de arriba y al ratito estaba dormido.  
Henry se quedó inmóvil, mirando a la nada por un largo tiempo. 
Apenas durmió esa noche.  
La mañana siguiente llegó demasiado rápido para su gusto.  
Pero no fue tan malo como él había esperado y temido. 

El día transcurrió suficientemente normal. Sí, él recibió más miradas lascivas y fue más manoseado de lo que había sido nunca en su vida, pero no fue tan malo. Nadie trató de atacarlo. Nadie intentó... cualquier otra cosa.  
Cuando su día de trabajo había terminado, era la hora de la ducha, algo que había estado temiendo todo el día.

Una vez en las duchas, Henry no sabía para que lado girar. Él no quería que otros reclusos comieran con los ojos su polla, pero no quería darle la espalda a nadie, tampoco. Así que se lavó, torpemente cambiando y girando. Había chicos manoseándose entre sí y algunos haciendo más que eso, pero los guardias no parecían interesados en detenerlos, mientras pareciera mayormente consensual. E incluso si no lo era, no parecían demasiado deseosos de hacer nada. Había un tipo grande en la esquina opuesta forzando su polla en la garganta de otro tipo. Henry intentó duro no mirar en esa dirección. Su corazón latía tan rápido que pensó que iba a vomitar.  
Vio a muchos otros chicos mirándolo con interés, pero nadie intentó nada. Henry sospechó que tenía algo que ver con Siwon, quien se quedó cerca de él, en silencio y con cara de piedra. 
Decidiendo que nadie iba a atacarlo, Henry se relajó un poco.  
Fue un error.  
A mitad de la ducha, lo sintió:

una mano en su culo. 

Henry se congeló y luego miró a Siwon.

 -Mantén tus manos para ti mismo. 

Dijo entre dientes.

Él sabía mejor que para hacer una escena. Henry podría no saber mucho acerca de la jerarquía en la prisión, pero sabía lo suficiente. Él sabía que Siwon tendría que demostrar quien estaba a cargo aquí si Henry le hacía parecer débil.

Siwon lo miró con calma, ojos oscuros ilegibles.

 -Tengo que demostrar a todos que eres mío - dijo en voz baja. - Si no lo hago, otros chicos tendrán ideas. Tu no quieres eso, ¿verdad?   

Henry le clavó la mirada, pero por mucho que lo odiaba, el chico tenía razón. Si tuviera que elegir entre ser considerado el juguete de su compañero de celda y ser jodido a repetición, él sabía lo que elegiría.  
Así que no se alejó, dejando a Siwon mantener una mano de propietario en su trasero. Su rostro estaría probablemente de color rojo brillante. Era un duro golpe a su masculinidad. Se preguntó si así era cómo las mujeres se sentían cuando los hombres las trataban como objetos.  
Cuando el tiempo de la ducha hubo finalmente terminado, sacó la mano de Siwon fuera, se vistió y se dirigió de nuevo a la celda rápidamente.  
Siwon no regresó de inmediato.  
Cuando lo hizo, Henry se tensó involuntariamente, apretando el libro que estaba tratando y fallando de leer.  

 -Relajate, ojitos.

Siwon dijo con un bufido. 

 -No me llames así.

 -Te llamaré lo que yo quiera.  

Henry sintió una oleada de rabia impotente, pero no dijo nada. La verdad sea dicha, Siwon le ponía nervioso. Él era diferente de otros internos: tranquilo e intenso de un modo extraño. Él no levantó su voz, no alardeó como otros reclusos hicieron, pero por lo que Henry había visto ese día, Siwon parecía muy respetado, incluso temido. 

 -¿Por qué estás tú aquí?

Preguntó Henry, incapaz de reprimir su curiosidad. 

 -Matar ocho personas en un centro comercial.

Dijo Siwon, mirándolo a los ojos.  
Henry parpadeó. 

 -Estás bromeando, ¿verdad?  

Siwon hizo un gesto de encogimiento que podría interpretarse en ambos sentidos. Henry realmente esperaba que él estuviera bromeando. 

 -¿Cuántos años tienes?

Siwon dijo de repente, mirándolo.  

 -Veintitrés.   

Siwon lo observó durante unos momentos antes de meterse en su litera. Qué tipo extraño.  
Los días pasaron, y la vida de la prisión no era nada como Henry imaginó. Por un lado, era mucho más aburrida de lo que había pensado nunca. No podía hacer nada de lo que quisiera. Todo lo que hacía era controlado y regulado, y estaba comenzando lentamente a volverlo loco. A veces estaba tan aburrido que sentía como si tuviera que hacer algo drástico sólo para escapar de la monotonía. Ahora podía entender por qué había tanta violencia en la cárcel: la gente tenía que entretenerse. Le alteraba y le daba miedo el que estaba empezando a identificarse con esos criminales.  
Los otros reclusos mayormente lo dejaban solo, pero Henry no se hacía ilusiones sobre eso. Vio las miradas que otros hombres le dieron. Él era castaño, de ojos trigueños y demasiado malditamente  -bonito - para no llamar la atención. Tanto como él odiaba tener que depender de Siwon, el tipo era lo único que mantenía a otros lejos. Para el final de la segunda semana, Henry estaba ya tan acostumbrado a la mano de propiedad de Siwon sobre él en las duchas que simplemente la ignoraba.  
Pero a pesar de que él sabía que todo el mundo pensaba que era la puta de Siwon, ser llamado así en su cara era una cosa totalmente diferente.  

 -Yo no soy su puta - espetó cuando Key el hombre con el que había formado una amistad tentativa de algún tipo, lo llamó así en tono de broma. - Él no me está jodiendo.   

Key le dio una mirada extraña y no dijo nada.  
Henry no pensó nada de eso hasta que regresó esa noche a su celda y encontró a Siwon esperando por él. Y él estaba enojado como el infierno, sus oscuras cejas dibujadas en una línea, con los labios apretados juntos.

2

Siwon estaba sobre él antes de que pudiera parpadear. Él empujó a Henry contra la pared, presionando su brazo contra su garganta.

 -¿Quieres que te mate? Me hiciste quedar como un jodido mentiroso. ¿Es esa tu gratitud?

Henry se humedeció los labios.

 -Lo lamento. No pensé que Key le diría a nadie

Siwon se burló.

 -Tú eres un bebé tan ingenuo. Nunca confíes en nadie.   

 -¿Y debo confiar en ti?   

Siwon sonrió.

 -Tú no deberías confiar en mí, tampoco. - Su sonrisa desapareció tan rápido como apareció. Su rostro era sombrío ahora.  - Si las personas te llaman mi puta, tú dices que eres mi puta. ¿Lo tienes?   

 -Jódete.

Henry intentó empujarlo fuera, pero sólo terminó frotándose contra Siwon.

  
 -Lo haré.

Siwon murmuró en su oído, mordiéndolo.  
Henry se sonrojó.

 -Vete a la mierda.  

 -Tú estarás rogándome pronto.

Dijo Siwon, presionando cada vez más contra él. Su peso, su fuerza, su olor... Estaba abrumando los sentidos de Henry en un extraño e inquietante modo.  

 -Nunca.  

Siwon se empujó alejándose. Henry exhaló. 

 -Bien. Si tú no quieres mi protección, eres libre de hacer lo que quieras. Voy a dejar que la gente sepa que me importa un carajo si alguien te toca.

Henry tragó al recordar las miradas que otros reclusos le dieron en las duchas. Siendo pasado su culo de uno a otro no era su idea de diversión. Podría odiar a Siwon, pero al menos era poco probable que el tipo lo forzara. No porque él fuera tan buen tipo, Siwon era un idiota, pero era un idiota al que le gustaba jugar juegos mentales y que estaba dispuesto a esperar hasta que Henry le rogara que lo follara. Y ya que nunca iba a pasar, él estaba más seguro con Siwon. Probablemente. 

 -Espera… no.

Siwon no se regodeó, pero Henry realmente no lo había esperado.  
Siwon solo asintió y dijo:

 -Ahora ve a dormir.

 -Tú no eres mí jefe.

Henry murmuró, frunciendo el ceño.  
Pero él hizo lo que le dijo.  

* * * 

La siguiente vez en las duchas, el dedo enjabonado de Siwon se deslizó entre sus nalgas.  
Henry se congeló.

 -Tu dijiste que no me forzarías.

dijo entre dientes.  

 -No lo estoy haciendo y no lo haré - dijo Siwon, empujando el dedo dentro de él lentamente. - Tengo que tocarte para asegurarnos de que los demás me vean tocándote. Si no lo hago, ellos van a empezar a pensar que tú me has envuelto alrededor de tu dedo meñique.

Henry resopló él ni siquiera podía imaginar eso pero se obligó a relajarse. Siwon estaba en lo cierto, maldito sea.  
El dedo empujó más profundo. No hacía realmente daño, pero se sentía extraño. Muy extraño.  
El dedo salió, luego de nuevo se movió dentro. El rostro de Henry se volvió caliente. Tenía el dedo de otro hombre en su culo. No podía creer que tenía el dedo de un hombre en su culo.  
El dedo rozó algo dentro de él, y los ojos de Henry se ampliaron, su boca cayendo abierta mientras un rayo de placer disparó a través de él.  

 -Dile hola a tu próstata.

Dijo Siwon contra su oreja por detrás, cepillando ese lugar de nuevo.  

 -P… para - Henry susurró, odiando lo insegura que su voz sonaba. En contra de su voluntad, su polla empezó a endurecerse.  

 -Esto es lo único que voy a hacer - dijo Siwon. - Tú puedes masturbarte.  

 -Que te jodan.

Henry dijo débilmente mientras Siwon movió el dedo dentro y fuera lentamente. Se cuestionó cómo muchas personas estarían viéndolos. Él no miró.  

 -Te gusta esto.

Dijo Siwon en su oído. 

 -No lo hace.

 -Lo hace.

Dijo Siwon, frotándole la próstata de nuevo.  
Henry no pudo contener un gemido.

 -Soy heterosexual.   

 -Por supuesto que lo eres. -  Siwon empezó a mover el dedo rápidamente. - sólo te gusta tener mi dedo en el culo.

Henry se mordió el labio para evitarse a sí mismo gemir.

 -No.
 -¿No? Bien. - Siwon le lamió la oreja y sacó el dedo fuera. - Vas a estar rogándome por esto pronto.

Henry cerró los ojos. Se sentía extraño. Vacío.  

 -Te odio.

Dijo, volviendo la cabeza para mirarlo. Trató duro de no mirar la erección de Siwon.  

 -Por supuesto que sí, Bonito.

* * * 

Al día siguiente, su novia fue a visitarlo. 
Henry la miró a través del cristal que los separaba y trató de encontrar algo que decir.

Amber se veía adorable, como de costumbre, su cara pequeña, muy bonita. Ella también parecía muy fuera de lugar. 

 -¿Cómo... cómo estás?

Dijo al teléfono. 
Henry sonrió con ironía.

 -¿Cómo crees?

 -Tú... te ves bien

Dijo Amber después de un momento. 
Casi se echó a reír. Si ella sólo supiera. Si ella sólo supiera lo mucho que le hubiera gustado no verse bien. Si hubiera sido feo, nadie le habría regalado una segunda mirada. Si hubiera sido feo, Siwon... Henry empujó el pensamiento lejos. No; no iba a pensar en ello. No ahora, no con su novia aquí. 

 -Gracias - murmuró, con torpeza. - ¿Cómo va la escuela?

 -Bien.

Respondió ella. 
Un incómodo silencio se extendió entre ellos. 
Henry la miró fijamente, evaluándola. La echaba de menos, echaba de menos su vieja vida antes de todo esto. Él la amó. Y sin embargo... Se sentía tan desconectado de ella. Ella pertenecía a otro mundo. Un mundo en el que él era sólo un chico promedio, que no obtenía manoseos públicos y folladas con los dedos de otro hombre.  
Con su rostro caliente, Henry desvió la mirada y miró hacia abajo.

 -Tú no tienes que visitarme, ya sabes - él dijo sin mirarla. - Tú no tienes que esperar por mí. Un año es mucho tiempo. 

Silencio. 

 -¿Tú quieres que te espere?

Suspirando, Henry se pasó una mano por la cara.

 -No tengo derecho de pedirte eso. Yo la cagué, ahora estoy pagando por mi estupidez. - Él le dio una sonrisa torcida. - Tú no tienes que esperarme... Sólo si tu realmente quieres hacerlo. 

Sus ojos brillaban con lágrimas contenidas. Despacio, ella asintió. 

 -Su tiempo se ha terminado.

Dijo el guardia, caminando hacia él.

Henry colgó y dejó que el guardia lo guiara alejándose, con el corazón pesado. 
Se dijo a sí mismo que era lo mejor. Amber no lo habría querido de todos modos si se enteraba lo que había estado sucediendo. 
Era lo mejor. 

* * * 

Se convirtió en una rutina. Cada vez que estaban en las duchas, Siwon deslizó un dedo en él, y para finales del mes, Henry estaba tan acostumbrado a ello que el dedo de Siwon no encontró ninguna resistencia. En realidad... él había empezado a sentir como si un dedo no fuera suficiente. Él como que quería más. Y él realmente quería venirse, pero se negó a masturbarse con el dedo de Siwon en él. Se negó a darle a Siwon la satisfacción. 
Henry lo odiaba. Lo odiaba y odiaba que últimamente había llegado al punto de tenerla medio-dura cuando ellos iban a las duchas. Odiaba que a él se le pusiera dura como piedra al momento en que el dedo de Siwon tocaba el agujero de su culo. Odiaba que él comenzaba a retorcerse en el dedo de él. 
Odiaba que él quería más.  
Henry estaba tan frustrado sexualmente últimamente que se sentía como para golpear a alguien. Preferiblemente a Siwon. 
Se rompió dos semanas más tarde. 
Estaban en las duchas de nuevo. Henry tenía la frente apretada contra la pared, mientras que Siwon empujaba su dedo dentro y fuera de su agujero. Era demasiado lento y no podía soportarlo. Él empujó hacia atrás, gimiendo cuando el dedo de Siwon frotó con fuerza contra su próstata. Personas los estaban mirando, pero Henry no pudo obligarse a que le importe. Él estaba demasiado ido para que le importara. 
Él gimió cuando Siwon empujó otro resbaladizo dedo dentro y comenzó a follarlo con ellos. Se sintió bien. Tan bien, que cerró los ojos y, envolviendo su mano alrededor de su polla, comenzó a masturbarse. 
Trató de pensar en su novia, pero la gran mano de Siwon acariciando su estómago y culo lo hizo imposible. Tenía los dedos de un hombre en su culo y le encantaba. Pero en ese momento, no le importaba cuan malo y sucio - y gay - era. 
Henry gimió cuando los dedos comenzaron a moverse más rápido. Él quería venirse. Él estaba ardiendo con ello. Acarició su polla, pequeños gemidos escapando de sus labios mientras Siwon torturaba su próstata. Él no era gay. No lo era. Pero Dios, se sentía tan bien. 
Siwon metió un tercer dedo en él, y la quemadura hizo a Henry gritar y correrse, temblando con todo su cuerpo, sus rodillas apenas sosteniéndolo. 
Cuando abrió los ojos, la realización de lo que acababa de suceder lo golpeó duro: Se vino con los dedos de Siwon dentro de él. Otro hombre le había hecho acabar. Y todo el mundo lo vio. 
Aturdido, se saltó alejándose de él. Se enjabonó todo, tratando de ignorar los silbidos. 
Se negó a mirarlo.

3

Ellos no hablaron sobre ello. 
Henry ignoró a Siwon, y este le dejó ignorarlo. 
La próxima vez que estuvieron en las duchas, Henry se tensó, esperando que Siwon empujara sus dedos dentro de nuevo, pero no lo hizo. 
Eso lo desequilibró. 
Se dijo a sí mismo que se alegraba,  y lo hacía . Ser penetrado con dedos en público iba más allá de lo mortificante. 
Él se alegraba. 

* * * 

Algunas semanas pasaron, y todo lo que Siwon hizo fue acariciarlo un poco. A veces, manoseó el culo de Henry y masajeó su agujero, pero nunca empujó los dedos dentro de nuevo. La peor parte fue, que todavía tenía una erección, incluso cuando la mano de Siwon apenas tocaba su culo.

Eso lo confundió y le hizo enojarse con sí mismo. Y le molestaba que Siwon constantemente caminara alrededor sin camisa. Un fanfarrón. 

 -¿No tienes una camisa?

Henry rompió una noche. 
Siwon sólo lo miró por un largo rato, con los ojos brillantes.

 -Nunca te molestó antes.

Henry frunció el ceño. 
La mirada evaluadora que Siwon le dio le hizo sentirse incómodo. 

 -¿Qué?

Dijo Henry. 

 -¿Quieres algo, Henry?  

Henry. Su propio nombre sonaba extraño. Siwon generalmente lo llamó algo ridículo, sabiendo lo mucho que le molestaba. 

 -No sé lo que quieres decir.  

Giró sobre su estómago, decidido a ignorarlo. 
Pero Siwon no le dejó ignorarlo. 
Se tensó cuando lo sintió sentarse en su litera junto a él. 
Una gran mano tocándole el culo. 

 -¿Quieres que te toque?

La voz de Siwon era tranquila. 
Henry se humedeció los labios.

 -No.

Un dedo se deslizó bajo sus shorts y le acarició entre sus mejillas suavemente.

 -¿Estás seguro de eso?  

 -Soy heterosexual.

 -¿Quieres que te toque?

Repitió él, como si no hubiera dicho nada. 
Henry se mordió el labio y se quedó quieto. 
Probablemente tomándolo como un sí, Siwon empujó sus pantalones hacia abajo. 
Esto no está sucediendo, Henry se dijo a sí mismo. No podía estar pasando. Él no estaba acostado en una litera de la cárcel mientras que su compañero de celda manoseaba y extendía sus nalgas.

Estaba realmente sucediendo. 
Henry mordió el interior de su mejilla cuando el dedo de Siwon rodeó su contraído ano. Luego hubo algo húmedo presionando contra su agujero. Henry se puso rígido. Una lengua. Siwon estaba lamiendo su agujero. 
Sonrojándose, susurró:

 -¿Qué estás haciendo? Es asqueroso Y gay. - Trató de empujar la cabeza de Siwon lejos de su culo, pero este simplemente agarró sus nalgas con fuerza y, extendiendo sus mejillas, forzó su lengua dentro. -¿Estás Loc… mmm...?

Las protestas de Henry se convirtieron en un largo gemido mientras Siwon jodía su agujero con su lengua, profundizando más y más, una y otra vez, hasta que no fue lo suficientemente profundo, Henry gimió y comenzó a empujarse atrás a la lengua, queriendo más, necesitando más, su agujero palpitando hambrientamente alrededor de la lengua. Él gimió, empujando su culo más alto. Era sucio y obsceno, y tan malo en varios niveles, pero le encantó. Lejanamente, se preguntó qué diría Amber si ella lo viera ahora, retorciéndose en la lengua de un tipo como una puta. Se sonrojó ante la idea, pero no podía dejar de hacerlo, así como no podía parar los gemidos necesitados. 

 -Por favor. - Él quería venirse. Quería algo más profundo en él. La lengua se sentía increíble, pero no era suficiente. - Más.

De repente, la lengua se había ido. 
Henry jadeaba pesadamente, frotando su polla con fugas contra el colchón, su agujero palpitante y vacío. Finalmente, dos dedos lubricados empujaron en su agujero, y su culo inmediatamente apretó alrededor de ellos. 

 -Tú jodidamente naciste para esto.

Dijo Siwon con voz ronca, bombeando los dedos dentro y fuera de él. Henry gimió mientras que repetidamente rozaron suavemente contra su próstata, demasiado brevemente; él lo quería más fuerte. 

 -Más fuerte.

Dijo, empujando atrás contra los dedos de Siwon. 
Siwon se rio entre dientes.

 -Te daré mi polla en un momento.

Los ojos de Henry se agrandaron. 

 -Yo no soy gay.

Siwon sacó los dedos, y Henry se quejó, su agujero palpitando convulsivamente.

Tan vacío.

Él nunca pensó que era posible sentirse tan vacío. 
Se retorció, anhelando. 
Siwon rodeó con sus dedos sobre su agujero. Y él intentó empalarse a sí mismo en ellos, pero él retiró los dedos, riendo suavemente. Al momento siguiente, rodó encima de él y Henry sintió algo resbaladizo y romo tocar su agujero. 

 -Esta es mi polla - - Dijo Siwon roncamente. - Si tú lo deseas, vas a pedir por ello. No voy a joderte si no quieres pedirlo.

 -Tengo una novia.

Susurró. 
Pero ¿lo hacía? ¿Tenía una novia? 
Siwon chupó su cuello, su aliento caliente contra su piel.

 -No me importa. Tú puedes tener una novia, pero ahora mismo quieres mi polla dentro tuyo.

La cabeza de la polla acarició su agujero, pero no empujó dentro. Henry reprimió un gemido. Él lo quería. Él quería una polla dentro suya. Él lo deseaba tanto que estaba temblando por ello. Quería que Siwon lo jodiera. Él quería abrir sus piernas como una puta y mendigar. Dios, en realidad era su perra. ¿Qué le había hecho esta prisión? 

 -Te odio.

Dijo, con sentimiento. 

 -Seguro - dijo Siwon, colocando besos por todo su cuello y haciendo que su cuello cosquilleara. - Ahora pídelo.

Henry negó con la cabeza, pero su cuerpo tenía mente propia y ya estaba empujando contra la polla. Él abrió la boca cuando la cabeza violó su esfínter. No dolió tanto como él esperaba, por lo que empujó de nuevo, gimiendo cuando la polla de Siwon se deslizó todo el camino hasta el fondo. 

 -Se suponía que lo pedirías.

Dijo entre dientes.

Henry sonrió. 

 -¿sí?

 -Descarada pequeña mierda.

Dijo Siwon entre dientes antes de comenzar a moverse. Él impuso un ritmo rápido, jodiendo en él sin restricciones. 
Henry cerró los ojos. No podía creer lo bien que se sentía. Él estaba gimiendo y jadeando mientras empujaba contra la polla de su compañero de celda, su propia polla goteando por todo el colchón. 

 -Eso es todo - Dijo contra su oreja, lamiendo y besándola. - Eres mío ahora. Mío.

Henry gimió, empujando de nuevo en la polla de Siwon, deseándolo más profundo. 
Sus gruñidos y gemidos hicieron eco en la celda mientras se movían juntos, follando cada vez más rápido.  
Henry sabía que cualquiera podría verlos, cualquiera podría oírlos, pero el pensamiento lo encendió aún más. 
No le importaba, no ahora. 
Empujando una mano debajo de él, Siwon envolvió la mano alrededor de su pene y comenzó a masturbarlo. Era demasiado de una sola vez y el orgasmo golpeó a Henry duro. Él se vino con un largo gemido ronco. Lo dejó sin huesos, y él simplemente se quedó quieto mientras Siwon golpeó en él un par de veces más antes de venirse con un gemido. 
Descansaron así por un largo tiempo, todavía respirando con dificultad. Siwon era demasiado pesado, pero Henry no quería que se moviera. Se sentía bien. Tan bien. Todavía podía sentirlo dentro suyo, pero su esperado enloquecer no llegó. Todavía no, al menos. 
Por fin, Siwon salió y se puso de costado, tironeando a Henry contra su pecho. Probablemente parecía como que estaban haciendo cucharita, pero por supuesto que no lo estaban haciendo. Simplemente la litera era demasiado estrecha. Pero… pero Henry tuvo que admitir que se sentía bien sentir a alguien tan cerca después de meses de sentirse solo. 
Tal vez estaba hambriento de contacto. 
Tal vez así era como el síndrome de Estocolmo se sentía. 
Puede ser. 
Por ahora, Henry se negaba a preocuparse. 
Él enterró su rostro en el brazo de Siwon y respiró. 

 -¿Todavía heterosexual?

murmuró a su oído, tironeando de él más apretado contra sí. 

 -Síp.

Dijo Henry, cerrando los ojos. 
Pero no lo empujó lejos.

Él absolutamente lo haría. 

Luego. 

Capítulo dedicado a Annie_Powers Gracias!!!??’???’???’?

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

HAMBRIENTO 1

 

-Si te llaman mi perra, tú dices que eres mi perra. - Susurró caliente contra su oreja, mientras el firme, musculoso, cuerpo presionó contra él por detrás.  - Tú eres mi propiedad, Ojitos. Recuerda eso. Mí cosa. 

Henry se despertó sobresaltado y se quedó mirando el techo confundido por un momento antes de recordar en donde estaba. Su dormitorio. Correcto. Él ya no estaba en la prisión. Se había acabado. Era libre. 
Era libre de él. 
Un ronquido tranquilo justo a su lado lo hizo voltear la cabeza. 
Amber dormía a su lado, su bonito rostro pacífico y su piel, como de porcelana, brillante a la luz de la luna que llegaba de la ventana.

Se había acabado.

Se había acabado. 

Henry lo repitió durante los siguientes minutos, pero fue inútil: él todavía estaba tenso y en alerta, en más de un sentido. 
Cerró los ojos y respiró profundamente, tratando de coincidir con la respiración de su novia.

No funcionó.

Quizás Amber tenía razón y él realmente necesitaba ver a un terapeuta después de todo. 

-Fue una experiencia traumática para ti - Ella le había dicho solamente el otro día. - Un psicólogo te ayudaría, amor.  

Una experiencia traumática.

Los labios de Henry retorcidos. Ella no sabía ni la mitad, aunque a veces se preguntaba si ella sospechaba algo.
Amber nunca había preguntado, pero no era estúpida. Teniendo en cuenta sus... problemas, probablemente ella sospechaba que algo le habían hecho a él en la cárcel. Ella probablemente pensó que había sido violado. 

Una risa áspera escapó de la garganta de Henry.

Si tan sólo ella supiera. Incluso pensando en la expresión de Amber si alguna vez se enteraba... Hizo su cara arder de pudor y vergüenza. Nunca se había considerado a sí mismo homofóbico y había sido de la opinión de que no había nada malo en ser gay; simplemente no tenía nada que ver con él. Siempre supo que era heterosexual.

¿Qué pensaría su mamá si ella estuviera todavía viva?

Henry tragó duro. Había pasado casi un año desde que había muerto - él todavía estaba en prisión en ese entonces - y el dolor se había embotado, pero en momentos como este, de soledad, momentos solitarios, la extrañaba.

Suspirando, giró sobre su estómago y hundió la cara en la almohada. Cerró los ojos e intentó contar sus respiraciones, trató de centrarse en cuantas respiraciones estaba tomando, dentro y fuera. No funcionó. La almohada era demasiado suave. El colchón era demasiado suave. La habitación estaba demasiado caliente.

Maldita sea.

Un año.

Había estado en la cárcel sólo por un año, pero todo - su libertad, Amber, su relación - todavía se sentía surrealista. A veces, sentía como que su entorno desaparecería en cualquier momento y sería reemplazado por una pequeña, fría celda y un brazo pesado, posesivo, colgando sobre su estómago. 

Henry maldijo entre dientes.

No.

No pensaría sobre eso. No pensaría en él.

Se había acabado. Era normal de nuevo. 

Lo era. 

* * * 

Amber era bonita, buen cuerpo, y esbelta en cualquier otra parte. Ella haría salivar a cualquier hombre con sangre roja.

Aun así, una vez más, Henry se encontró a sí mismo alejándose y mirando a su blanda polla consternado. Se sentó y se pasó una mano por la cara.

 -Lo siento.

Detrás de él, Amber dejó escapar un suspiro.

- ¿Quieres hablar sobre ello? 

-No.

Dijo, rodando fuera de la cama. Su cara roja de vergüenza y dándole la espalda, se puso sus shorts. No podía mirarla. 

-Realmente creo que tú necesitas ver un terapeuta.

Dijo ella con cuidado. 
Odiaba ese tono. Ella lo trataba como si fuera una persona muy enferma. Tal vez lo era. 

-Yo no necesito un terapeuta.

Espetó. 

-Sé razonable. - Dijo. -  Han pasado cinco meses, pero es evidente que tu aún tienes problemas. Yo no estoy incluso hablando sobre... esto. Tu continúas empujándome lejos. ¡Tengo que preguntarte si me puedo quedar a pasar la noche! Apenas duermes, y cuando lo haces, te he visto gemir en sueños, como si estuvieras en dolor. Tú no me hablas. ¡La mitad del tiempo estás tan distante que se siente como si no estuvieras aquí! 

Henry espetó:

- Si yo apesto tanto, ¿Por qué sigues aquí? 

El silencio siguió a sus palabras. 

-¿Quieres que te deje en paz? ¿Es eso lo que quieres? 

Suspirando, Henry se dio la vuelta y caminó hacia ella.

- Lo siento. - Dijo, envolviendo sus brazos alrededor suyo. - Yo no lo decía en serio. Lo siento. Sabes que te quiero. -
Él apretó la cara contra su pelo que olía dulce y cerró los ojos. Ella era suave en sus brazos. Tan errada, una voz susurró en el fondo de su mente. 
Henry se mordió el labio con fuerza y abrió los ojos. - Veré a un terapeuta. 

* * * 

-Háblame de él.

La voz del Dr. Park Jung-soo era agradable y amistosa. 
Henry se preguntó si era parte de su entrenamiento.

Probablemente. 

-¿Quién? 

Dijo, mirando a sus manos. 

-Siwon. El hombre con el que compartió una celda. ¿Cómo era su relación? 

se encogió de un hombro, todavía mirando sus manos.

- Suficientemente normal, supongo. 

El Dr. Park suspiró. 

-Henry, tienes que ser honesto conmigo. No hay ningún punto en que vengas a verme si no lo eres. Estoy aquí para ayudarte. Cualquier cosa que me digas se queda en este cuarto. 

Henry se la quedó mirando. Los ojos castaños del hombre se encontraron con los suyos. El parecía bastante sincero.

-¿Realmente no le dirás nada a mi novia? 

-No lo haré. En mi línea de trabajo, la confianza es extremadamente importante. Nunca traicionaría la confidencialidad médico-paciente. Ahora, por favor cuéntame sobre Siwon. 

Henry volvió a mirarse las manos. 

- ¿Qué quieres saber? 

-¿Has tenido relaciones sexuales con él? 

Se humedeció los labios. 

-¿Cómo lo has adivinado? 

Murmuró. 

- No hay necesidad de estar avergonzado. - La voz del Dr. Park era comprensiva. - Hubiera estado más sorprendido si algo así no te hubiera sucedido, teniendo en cuenta tu apariencia física. 

Henry dejó escapar una breve carcajada.

- ¿Gracias? 

-Realmente no hay nada de qué avergonzarse. Los estudios demuestran que por lo menos el veinte por ciento de los reclusos son presionados para tener relaciones sexuales. La cifra es probablemente mucho más alta, la mayoría de los reclusos simplemente no lo admiten, temiendo que los arruinará si alguien se entera. 

Henry continuó mirando sus manos. 

El Dr. Park volvió a suspirar.

- Muy bien. Por favor describe a Siwon utilizando tres palabras. 

-Idiota - Dijo - Seguro de sí mismo. Grande. - Él frunció el ceño. - Aunque no es en realidad tan grande. Yo no estoy seguro de por qué dije eso. Claro, él es alto y está en forma, pero no está construido como un tanque. 

Él anotó algo en su cuaderno. 

- ¿Dirías que lo odias? 

Henry se rio entre dientes.

- ¿Qué crees? Por supuesto que lo odiaba. Él - él me convirtió en - en su cosa. Y todo el mundo lo sabía. 

Apretó los dedos en puños.

Silencio. Henry no se atrevía a mirar al terapeuta. 

-Henry - Dijo al fin. - Voy a preguntarte algo, y quiero que sepas que no estoy tratando de ofenderte. Independientemente de tu respuesta, no va a cambiar nada. 

No le gustaba ya.

- Bien. Pregúntame. 

- ¿Encontraste las relaciones sexuales con tu compañero de celda físicamente agradables?

Henry aspiró una bocanada de aire.

- Soy heterosexual. - 

-Eso no es lo que pregunté -, dijo suavemente.  -Si el compañero de uno es experimentado, el coito sexual puede ser agradable, independientemente de la sexualidad de uno. 

-No... no era terrible, supongo. 

-¿Alguna vez has alcanzado el orgasmo con él? 

Henry miró a un lado, y luego a la ventana, y luego a la estantería.

– Sí.

Dijo, con incomodidad. 

-¿Así que fue una pareja sexual considerada? 

-No realmente. 

Hubo silencio mientras él procesaba sus palabras. 

- ¿Quieres decir que fue rudo contigo, pero aun así tu experimentaste un orgasmo? 

-¿Importa? 

Dijo con la cara en llamas.

El Dr. Park lo estudió por un momento. 

- Muy bien, no vamos a hablar de ello en esta ocasión si no quieres. Vamos a hablar de tu novia. 

-¿Amber? ¿Qué hay con ella? 

-¿La amas? 

-Por supuesto - Dijo rápidamente. - Hemos estado juntos por años. 

La mirada del doctor le desconcertó un poco.

- ¿Has tenido relaciones sexuales con tu novia desde que fuiste liberado de la cárcel? 

Henry se removió. 

- Si, seguro. 

-¿Es tan satisfactorio como antes?

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

2

Él cruzó sus brazos sobre el pecho.

- ¿Qué clase de pregunta es esa?

  
-Sólo una pregunta simple. Por favor, contéstala con sinceridad. No voy a juzgarte. 

Henry vaciló.

- Es lo suficientemente bueno - Dijo incómodo. - Pero...  
El doctor esperó pacientemente. 
-Pero se siente raro, - terminó, sin mirarlo. 

-¿Raro? 

-Me siento como... como que algo falta.

-¿Podrías explicarme, por favor? 

Su tono tranquilo y profesional le ayudó. 

-Se siente mal para ser el - el... Quiero decir - es solo que - ella espera que yo inicie el sexo, haga todo el trabajo y le de placer, pero... 

calló, demasiado avergonzado para terminar. 

-Pero te has acostumbrado a estar en el extremo receptor.

El Dr. Park terminó por él.

Henry se encogió. Al menos él no había dicho que se había acostumbrado a tener una polla dentro de él cuando acababa. 

-Sí. 

Dijo a regañadientes, mirando hacia abajo.
Su tono fue cuidadoso mientras dijo.

- Creo que deberías hablar sobre el problema con tu novia. Quizás ella estaría dispuesta a asumir un rol más agresivo. 

Henry estaba bastante seguro de que hasta sus orejas estaban rojas.

  -¿No se supone que deberías curarme en lugar de darme consejos como ese? 

-Las preferencias sexuales no pueden curarse. Querer un papel más sumiso en el sexo no es malo. Tus preferencias sexuales simplemente parecen haber cambiado.

Henry agarró fuertemente su muslo con los dedos.

- Muy bien. Voy a hablar con Amber. 

Se puso de pie.

Él sonrió.

- Te veo en una semana, Henry. 

* * * 

Una semana más tarde, Henry se encontró de nuevo en la misma silla, con el Dr. Park sentado frente a él. 

-¿Has hablado con tu novia?

Preguntó. 

-Sí. 

-¿Estaba dispuesta a tu sugerencia? 

-Sí. 

Silencio.

-Henry, necesito que me digas más que eso. Soy médico, no lo olvides. No tienes nada de lo que avergonzarte. 

Henry respiró hondo. Él tenía razón:  era un doctor. El probablemente ha escuchado cosas más extrañas a diario.

- Lo intentamos. Amber estaba incluso emocionada, nosotros nunca habíamos tratado algo así antes.

-¿Fue satisfactorio? 

Henry vaciló. 

- Un poquito mejor que antes. 

Pero sólo porque se las había arreglado para mantener su erección. Mayormente había sido simplemente incómodo y bochornoso como el infierno. Había cerrado los ojos y yacido pasivamente, dejando que ella hiciera lo que quisiera con él, dejándola usar su cuerpo, pero todavía se sentía raro. Ella era demasiado liviana. Demasiado suave. 

-Ya veo - dijo el doctor. - ¿lo hicieron Amber y tú otra vez? 

-No. 

-¿Por qué no? 

-Se sentía raro. Fue... insatisfactorio. 

Lo fue. A pesar de haber acabado, había sido el orgasmo menos satisfactorio de su vida.

Vacío.

Después, Henry se sintió incómodo y sucio, y él no podía mirar a los ojos a Amber. Ella no dijo nada, pero había habido desconfianza y malestar en su rostro desde entonces. 

-¿Has considerado visitarlo en la prisión? 

Henry se aferró al apoyabrazos.

- ¿Para qué? 

-Para conseguir un cierre, tal vez. ¿Cómo se separaron?

A Henry le tembló el labio. 

- No bien. Él... Él me ignoró en el último par de días antes de mi liberación.

Y eso le desequilibró. Mal. Más de lo que Henry dejó que se viera.

Se había dicho a sí mismo que se alegraba, pero era extraño no tener las manos de Siwon sobre todo él. No le había tocado por dos días, pero cuando Henry estaba a punto de salir, Siwon lo agarró y golpeó sus bocas juntas, el beso, enojado y cruel.

Henry solo abrió los labios, se aferró y sostuvo. Siwon fue en realidad quien lo empujó lejos con un áspero,  

-¡Lárgate a la mierda, Ojitos!

El recuerdo lo puso más que un poco incómodo. Hizo que su estómago le doliera. 

-¿Se sintió feliz cuando se separaron?

Preguntó el Dr. Park. 

Henry miró hacia abajo.

- Seguro. 

-Henry.

El doctor lo reprendió. 

-¿Qué quieres que te diga? - Espetó, mirando hacia arriba. - ¿Que yo quería quedarme y pasar mi vida entera siendo follado por el culo por mi compañero de celda? 

-Si es verdad, sí. 

Dijo él calmadamente, para nada inmutado.

Henry se rió, el sonido nítido y sin sentido del humor. 
Se echó a reír y no podía parar de reír.

-No lo sé - Dijo cuándo la risa murió en su garganta. - La prisión jodía mi cabeza en más de un sentido. No tienes idea de cómo era. Él, él fue lo único que me mantuvo cuerdo. La única cosa real. Pero lo odiaba. Odiaba cómo me hizo su cosa. Yo no lo quería. Yo era un chico normal. Yo era normal. Yo no era el tipo de chico que no podía conciliar el sueño sin ser usado por otro tipo. 

Henry sintió que sus mejillas se encendieron tan pronto como dijo eso. 
Pero el Dr. Park ni siquiera pestañeó.  

-Ya veo - dijo él, escribiendo algo en su cuaderno. - ¿Él... él usaba a otros presos? 

Henry apretó los labios. 

- No. 

-¿Cómo puedes estar tan seguro? 

Henry sonrió torcidamente.

 -Porque él pasó la mayor parte del tiempo dentro mío.

- Tú no sabes cómo es la vida en prisión. Todo el mundo sabe todo. Yo era al único que él tocaba.

El Dr. Park ladeó la cabeza y lo estudió. 

- Si alguna vez te encontraras con él de nuevo, ¿qué harías? 

Henry se le quedó mirando. 

- Yo... yo no lo sé. Supongo que solo lo ignoraría. Yo soy normal ahora. Estoy de vuelta en mi vida normal. Yo sólo voy a ignorar al idiota. No es que importe, dudo que jamás lo vuelva a ver. 

Él no podría haber estado más equivocado. 

* * *

Henry se dirigió a casa más tarde de lo habitual esa noche. Estaba oscureciendo ya, y apuró sus pasos. El distrito no era la parte más segura de la ciudad, incluso a plena luz del día, y después de un año en prisión, él todavía se sentía un poco incómodo en la oscuridad.

Henry eligió ir por el parque, era el camino más corto a casa, pero muy pronto, él lo lamentó.

El parque estaba oscuro y silencioso, con varios postes de luz tenue iluminando al camino. No había nadie alrededor. 
Excepto que él se sentía observado.

Hizo que se le pusiera la piel de gallina.

Henry comenzó a caminar más rápido. 
Su corazón se aceleró cuando escuchó pasos tras él. No podía caminar más rápido sin echarse a correr, por lo que se mantuvo atento, diciéndose a sí mismo que no fuera ridículo. Un año en prisión no debería convertirlo en un maricón, joder. Él podía cuidar de sí mismo. 

-¿Corriendo hacia casa, a tu pequeña novia? 

Henry se detuvo abruptamente. Su presión arterial se elevó, su pulso se disparó y su corazón empezó a palpitar. Se paró, inmóvil, mientras los pasos se acercaban a él. 
Luego, se volvió lentamente.

Él era tan alto y ancho de hombros como Henry lo recordaba. Su pelo oscuro estaba un poco más largo. No estaba afeitado. Fue surrealista volver a verlo.

Siwon se detuvo a unos cuantos pasos de distancia. Henry no podía leer bien su expresión mientras los oscuros ojos de Siwon vagaban por todo su cuerpo.

Henry cruzó los brazos sobre su pecho. 

- ¿Cómo... cómo escapaste de la prisión? ¿Cómo me encontraste? 

-No me escapé - Dijo Siwon, su expresión imposible de leer. - ¿Y qué te hace pensar que estaba buscándote? 

Henry se burló.

- Sí, y nuestra reunión es sólo una coincidencia. Seguro. 

Siwon levantó la mano y tomó la barbilla de Henry, apretándola con fuerza. Un escalofrío recorrió la columna vertebral de Henry. Siwon levantó las cejas con una sonrisa burlona. 

-Tú fuiste sólo uno de varios juguetes que tuve durante los seis años que estuve en prisión. Tú no eres nada especial, Ojitos. 

Henry abrió la boca y la cerró antes de fruncir el ceño.

- Bueno ¿Por qué crees que me importa? No estamos más en prisión. Se acabó. Soy heterosexual. 

-Soy heterosexual, también.

Dijo Siwon. 

-Bien. 

-Bien. 

Siwon entró en su espacio personal.

Henry se humedeció los labios, su corazón comenzando a palpitar. 

- ¿Siwon? 

Los ojos de Siwon parecían infinitamente oscuros mientras miraba fijamente en él. 
Henry sintió el calor propagarse a través de su cuerpo y una agitación extraña llenar su estómago. 
Los segundos pasaban en silencio mientras el aire entre ellos se volvía pesado y espeso con la tensión.

¿Tenía Siwon que pararse tan cerca?

Aléjate, maldita sea, se dijo a sí mismo enojado.

Él ya no era una cosa de Siwon. Él era normal.

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

3

Pero se sentía como si el último medio año no hubiera pasado nunca. Su cuerpo se negó a moverse. Él estaba temblando. 
La mirada de Siwon estaba fija en el pulso que latía rápidamente en la base de la garganta de Henry.

De repente, hundió su cara hacia abajo y apretó la nariz contra el cuello de este.

Dios.

Henry tomó una profunda respiración que hizo poco por calmar el estremecimiento necesitado que sacudía su cuerpo.

Ellos no podían. Él no lo haría. Se había acabado. No debía dejar que suceda.

Pero Siwon estaba acariciando su cuello, su aliento caliente haciendo que su piel hormigueara, y Henry no podía alejarse, no tenía la fuerza.

Sus brazos treparon en torno a Siwon y se envolvieron alrededor de su cintura flojamente. 
Por un momento, Siwon se quedó completamente inmóvil antes de jalar de él contra sí mismo en un arrebato, apretándolo con tanta fuerza que Henry apenas podía respirar.

Henry cerró los ojos y casi gimió ante el sentimiento del cuerpo caliente y firme de Siwon contra el suyo y el olor familiar en sus ventanas nasales. Siwon tenía su nariz detrás de la oreja de Henry, sus respiraciones cortas entrecortadas, y dios. Dios. Se sentía como si estuviera drogado de él, su cuerpo hormigueando, su cabeza algo mareada, y Henry apretó sus brazos, incapaz de obtener suficiente. Sus costillas dolían y apenas podía respirar, pero no le importaba. 

-Bebé...

Siwon empezó a arrastrar besos calientes subiendo por su cuello, a lo largo de la línea de su mandíbula, hacia su boca. 
Sus labios hormigueando con necesidad, Henry volvió la cabeza y encajó sus labios juntos. Siwon contuvo la respiración y, acunando el rostro de Henry con ambas manos, lamió el labio inferior de Henry antes de empujar su lengua dentro y besarlo profundamente.

Henry hizo un pequeño ruido, un gritito lo suficientemente necesitado para ser embarazoso si la vergüenza no pareciera tan lejana, en algún lugar al otro lado del zumbido de su sangre y la firmeza del cuerpo de Siwon contra el suyo.

Él lo necesitaba.

Necesitaba sentirlo. Lo ansiaba. Ahora.

Como en un sueño, se sintió caer de rodillas allí mismo, en medio del vacío parque público, y acarició la erección de Siwon a través de sus pantalones vaqueros con avidez.

Miró hacia arriba. La mano de Siwon se enterraba en su cabello y empujaba la cara de Henry contra el bulto bajo sus jeans. 

-Adelante.

Dijo, su voz ronca y ojos oscuros fijos en él. 
Henry tragó, agarró la cintura de los pantalones de Siwon y liberó al botón de su ojal. Sus dedos temblaban. 
Después de que Henry tanteó torpemente durante unos segundos la cremallera, Siwon gruñó y lo hizo por sí mismo, jalando sus cortos boxer y sus pantalones hasta la mitad de sus muslos. 
Henry se quedó mirando a los fuertes muslos de Siwon y su gorda, larga polla, la gran cabeza roja apenas empezaba a asomarse del prepucio, y sintió hacérsele agua la boca. Se inclinó, acariciando en el pliegue de la ingle de Siwon y aspiró. El olor de él era tan espeso aquí, tan bueno, y Henry gimió un poco, apretando y acariciándole los muslos con los dedos. 
Él empujó los muslos de Siwon más separados, necesitado y hambriento mientras perseguía aquellos aromas en los testículos, lamiéndolos. Cristo, echaba de menos esto. 

-Henry. Joder. 

La mente de Henry estaba tan brumosa con el deseo que la voz de Siwon le sonaba muy lejana, no parecía real. Necesitó de los dedos de Siwon en su pelo, arrastrando su cabeza hacia atrás, para traerlo de regreso. Henry parpadeó y se quejó con su garganta, necesitado. 

Siwon miró abajo hacia él. Henry le devolvió una mirada hambrienta antes de que Siwon jurara a través de un jadeo, se apoderara de su pene y lo empujara en la boca de Henry.

Dios.

Henry amó la forma en que llenó su boca, amó la forma en que los dedos de Siwon acunaron su cráneo, firme y enérgicamente. Cerró los ojos y lamió a través de esa cabeza pulida, otra explosión de sabores y sensaciones familiares. Había pasado tanto tiempo. Él sorbió y chupó, saboreando el gusto del pre-semen como si su mu



sHe KyuMinNuevo por Chulixxx

No menores de 13 años; Reviews0
Resumen:

Prólogo

El gemido de Sungmin, pidiendo que se detuviera le provocó un escalofrío enviándole vibraciones a todo su cuerpo. "Prometiste que te animarías" Él advirtió, recordándole. "Lo haré despacio, lo prometo" dijo, mientras siguió moviendo su dedo en su interior.

Min solamente cerró los ojos, y se acercó a Kyuhyun ansiosamente para fundirse en un beso. Fue Kyu quien decidió romperlo para comenzar a embestir su boca. Metió y sacó su miembro, disfrutando de la lengua húmeda de Sungmin y de la forma en la que su saliva se aferró a su carne en un hilo delgado al separarse.

Sungmin se recostó sobre la cama con las piernas abiertas, apoyando los talones sobre sus hombros. El miembro de Kyuhyun se presionó en el agujero del mas bajo lentamente, porque sabía que era su primer experiencia - la de ambos, en realidad, ésta era la primera vez de ambos- y no quería hacerle daño. Ambos eran inexpertos y todo era algo bruto, aunque el castaño trataba de no serlo. Sungmin vio la expresión de Kyu de cerca mientras empujaba, y sintió como tocó hasta el fondo en un suspiro de satisfacción.

Una vez ajustado, comenzó a un ritmo lento, cubriendo a Min con besos, y endulzando su oído para que se relajara. "Se siente tan bien, Minnie. Eres hermoso, eres hermoso." Él le dejó un beso en cada pedazo de piel a su alcance, disfrutando de la manera en que su amigo se retorcía debajo de él.

[...]

Dos años después...

El ritmo se aceleró y pronto Sungmin estaba sin habla. La mano de Kyuhyun se envolvió alrededor del miembro de Sungmin, acariciándolo con movimientos largos y repetitivos. Cuando sintió que venía la liberación, suavemente le susurró al oído "Córrete para mi, Princesa. Hazlo por Daddy". Eso dio lugar a que Sungmin se diera la vuelta en la cama, inclinándose, ansioso. "¿Qué quieres, Princesa? ¿Qué es lo que quieres?" Kyuhyun se puso de pie a un costado de la cama, desabrochando su pantalón, palmeando su culo, exigiendo una pronta respuesta. "No te escucho, hermosa. Dile a Daddy lo que quieres"

[...]

"Tenemos que hacer esto más a menudo." Cho dijo con voz ronca, sin aliento. "Cada día estas más hermoso..."

Sungmin sólo pudo dar un gruñido de reconocimiento, aunque agradecido por los elogios, recostándose a un lado en su cama.

"... Debemos tratar este asunto" -juguete sexual- "sin embargo." contestó.

La primera vez que Min lo había llamado "Daddy" fue para molestarlo en la cama. Se había dado cuenta muy pronto de que si era capaz de consentir a su amigo, él conseguiría sacar su lado más salvaje, y como resultado, el sexo iba a mejorar, al menos en el punto de vista del pelinegro.

Se puso de pie frente al espejo de su habitación arqueando su ceja mientras pasaba la yema de sus dedos por aquellos moretones, los pesados arañazos, y restos de saliva en todo su cuerpo. Kyuhyun era algo... intenso.

Por un lado, estaba la diferencia de tamaño a considerar. Kyuhyun era más robusto, y le sacaba,por lo menos ocho centímetros, y Min de una contextura delgada, pero con un gran, redondo y turgente culo... Kyuhyun podía tocarlo a su antojo ya que era lo suficientemente grande como para hacerlo. Kyuhyun tenía total control sobre él, era tanto el poder que tenía que podía manejarlo como quisiera. Nunca eligió 'usarlo' o bueno, quizás al principio se usaron mutuamente para quitarse la virginidad entre ellos. Ninguno estaba listo para gritarle al mundo que se cogía a su mejor amigo a escondidas desde hace dos años.

Ellos eran muuuuuy heterosexuales.

Kyuhyun, era dulce, cariñoso y decente. Era el cerebrito de la clase, pero a la hora de estar en la cama se convertía en otra persona. No había rastro de aquel muchacho dulce y tierno que aparentaba ser, y ni hablar de Sungmin... detrás de todos esos tatuajes y aspecto un tanto rudo, no había más que una hermosa Princesa sumisa con Daddy.

Las apariencias engañan. Sí, eso es un cliché, pero es el caso.






Aquí una nueva adaptación KyuMin!!!! -WIIII ????????????-

espero la disfruten y le den tanto amor como a las demás. 

Aclaro que en esta historia las personalidades de los protagonistas no son muy parecidas a lo que generalmente se lee en un KyuMin, por eso es que me atreví a adaptarla, los carácteres son tan atrapantes que te enamoras y los odias a partes iguales -Especialmente a Min- ????????????????????????????????????????

Bueno, no haré más spoiler xD

Disfruten y de antemano, gracias por leer, comentar y votar ??’???’???’?

 



La sombra del armarioNuevo por isaya

No menores de 13 años; Reviews0
Resumen:

"¿Qué tanto miras ahí? es sólo un armario" 



Erase una vez (Extraterrestres) #3Nuevo por Chulixxx

No menores de 13 años; Reviews0
Resumen:

Prólogo

Príncipe de Hielo

Al príncipe Heechul de Calluvia no le gusta ese apodo, pero tiene que admitir que no está mal. Él es responsable y correcto, y probablemente sea exacto decir que no es bueno en las emociones. Después de enviudar, la vida de Heechul ha girado en torno a sus deberes como Príncipe Heredero y poco más.

Pero una noche esto cambia.

Una noche, Heechul se encuentra con un hombre en los establos reales, un hombre que es lo opuesto a lo apropiado, un hombre con ojos tan negros como el pecado.

Seung di'Lehr es todo lo que Heechul debería despreciar. Es un criminal grosero y de baja expresión.

Es terrible para el autocontrol de Heechul.

Hace que Heechul se comporte como un hombre sin sentido, no como el Príncipe Heredero.

Ellos no tienen nada en común. No tienen futuro juntos. Todavía no puede mantenerse alejado.

 

Una historia de atracción prohibida y amor que desafía todas las probabilidades.

 

 



Ese veneno irresistible (Extraterrestres) #2Nuevo por Chulixxx

No menores de 13 años; Reviews3
Resumen:

Prólogo

El príncipe más joven de su clan, Ryeo ha estado comprometido con el príncipe heredero de otro clan desde su nacimiento. Todos dicen que es tan afortunado de casarse con uno de los hombres más respetados y poderosos del planeta, pero Ryeo lo sabe mejor.

Lo odia con cada fibra de su ser.

 SiWon es un bastardo frío, despreocupado y dominante, que utiliza tácticas clandestinas para lograr sus objetivos y que, o bien ignora a Ryeo o critica todo sobre él.

Ryeo no puede soportarlo, y está dispuesto a hacer cualquier cosa para salir del matrimonio arreglado con un hombre al que aborrece.

Pero la línea entre el odio febril y la pasión puede ser muy delgada, y resulta que la libertad no es tan atractiva como parecía.

¿Es confuso echar de menos a un hombre al que odias?

¿Es enfermo querer sus manos sobre ti?

Ryeo sabe que es una locura. Él sabe que debería dejar de volver.

Pero saber algo y hacerlo son dos cosas diferentes.

 



Loading...